Terrier australiano

Terrier australiano

El alegre terrier australiano es de todo menos un perrito faldero.

¿Cómo es el terrier australiano?

El estándar de la FCI describe al terrier australiano como «uno de los terriers de trabajo más pequeños». A primera vista, recuerda a una versión más intrépida, salvaje y grande del yorkshire terrier.

Constitución física

Este fortachón tiene una altura de cruz de 25 centímetros y una silueta alargada. Las hembras son algo más pequeñas. El peso se sitúa en unos 6,5 kilos.

Tiene el cráneo largo, plano y moderadamente ancho con un ligero stop. Los ojos son pequeños, ovalados y de color marrón oscuro. Además, tiene las orejas pequeñas, erguidas y acabadas en punta.

Originalmente, la cola solía amputarse, algo que actualmente está prohibido en la mayoría de países europeos, afortunadamente. Es de inserción alta y no debe llevarla sobre el lomo.

¿Cómo es el pelaje?

El terrier australiano tiene un manto de pelo áspero de unos seis centímetros de largo con subpelo corto y suave. Presenta una marcada gorguera alrededor del cuello, donde el pelo es más largo.

Existen dos variantes cromáticas de esta raza: diferentes tonos de azul con marcas de color fuego y color arena/rojo. Según el estándar, no se admiten sombreados ni manchas blancas.

Terrier australiano

Carácter: terrier con encanto

Aunque el terrier australiano tiene una fuerte personalidad, como todos los terriers, es sociable y se adapta fácilmente.

Un perrito polifacético

Alegre, juguetón, abierto y siempre dispuesto a hacer cosas en equipo: el terrier de Australia es un perro simpático y robusto. Establece un vínculo estrecho con su cuidador y es abierto hacia otras personas.

Pese a su tamaño, es seguro de sí mismo y, a veces, osado. Sin embargo, si ha recibido una buena socialización de cachorro, estas características típicas del terrier no deberían ser un problema en encuentros controlados con otros perros.

Como todos los terriers, este no es en absoluto un perrito faldero. Como perro de trabajo que es, necesita que lo pongan a prueba física y mentalmente para estar satisfecho.

Adiestramiento para terriers inteligentes

El inteligente terrier australiano entiende enseguida qué quiere su cuidador que haga. Es fácil de adiestrar y se adapta a su rutina de buena gana, siempre que pueda participar en ella. Lógicamente, hay que tener en cuenta la testarudez típica de los terriers y su gran personalidad.

Como es un perro muy atento y muestra un comportamiento territorial, especialmente los machos, conviene controlar los ladridos desde pequeño.

Sus antepasados son excelentes cazadores de ratas y serpientes, algo que hay que tener en cuenta al dejarlo suelto. Las ratoneras y las ratas pueden hacerle olvidar fácilmente su buena educación.

Lee consejos prácticos sobre el adiestramiento para controlar el instinto de caza.

Terrier australiano
Al terrier australiano le encantan los paseos largos.

Tenencia

El australian terrier puede dar mucha alegría incluso a la gente que nunca ha tenido perro. Este antiguo perro de trabajo se ha convertido en un auténtico perro de compañía y familiar.

¿Con quién encaja este perro?

Este perro del otro lado del mundo aporta muchas características que lo hacen interesante para mucha gente. Encaja tanto con familias como con gente que vive sola.

Además, puede convivir con gatos. Sin embargo, a los animales pequeños, como las cobayas, hay que protegerlos de este cazador de ratas apasionado.

¿Ciudad o campo? ¿Piso o casa? Al terrier australiano le da exactamente igual, siempre que pueda corretear y entretenerse como es debido. Las personas mayores a las que les guste moverse también son cuidadores ideales para el terrier australiano. Eso sí, deben permitirle que se desfogue física y mentalmente.

Quien esté interesado debe tener en cuenta que este era originariamente un perro de trabajo, por muy mono que sea. Así pues, las personas sedentarias, ya sean jóvenes o mayores, deberían plantearse adoptar ejemplares mayores.

¿Es un perro para niños?

Este terrier se suele llevar bien con los niños. Sin embargo, aunque sea un perro pequeño, nunca hay que dejarlo solo con un bebé o un niño pequeño. Si los niños más grandes lo tratan con respeto, pueden entablar una relación maravillosa con él.

Cuidado del pelaje

El terrier australiano tiene un pelo áspero con subpelo suave que hay que cuidar regularmente. Otra opción es llevarlo a esquilar a una peluquería canina cada equis semanas. Cepíllalo una vez por semana para prevenir enredos. Además, recuerda quitarle las ramitas y hojas que se le queden enganchadas durante los paseos. Una gran ventaja de esta raza es que apenas suelta pelo.

En conjunto, este perro es muy fácil de cuidar en comparación con muchos otros perros pequeños. Sin embargo, hay algunos que tienden a padecer otitis. Por eso, examínale las orejas regularmente y límpiaselas cuando sea necesario.

Lee este artículo sobre los cuidados del pelaje en perros.

Entretenimiento

Al terrier australiano le encanta tumbarse en el sofá con su cuidador, siempre que antes haya hecho suficiente ejercicio. En efecto, este perro no es para gente casera, a pesar de su reducido tamaño. Le encantan los paseos largos y tampoco le deben faltar las actividades mentales para su inteligente cabecita.

En su patria lo utilizaban incluso como perro pastor, lo que demuestra lo robusto y comprometido que puede ser. También hay muchos deportes caninos indicados para este torbellino en miniatura. Puede practicar, por ejemplo, agility para perros pequeños y actividades de rastreo o aprender trucos.

¿Buscas inspiración? Aquí encontrarás todos los deportes caninos.

terrier australiano
El agility es muy divertido para muchos terriers australianos.

Salud del terrier australiano

Estos perros gozan de una salud de hierro, aunque algunos pueden presentar predisposición a ciertas enfermedades. Algunas de ellas son la diabetes, enfermedades alérgicas, la atrofia progresiva de retina y la luxación de rótula.

¿Cuánto vive?

La esperanza de vida del terrier australiano es de entre once y quince años. Con una alimentación acorde a la especie, contribuirás en gran medida a que disfrute de una vida larga y sana.

Historia y origen

A diferencia del pastor australiano, que es estadounidense, el terrier australiano sí que proviene de Australia. Sus raíces nos llevan hasta Europa. Los antepasados de la raza llegaron al quinto continente con los colonos escoceses. Aquí se convirtieron en perros versátiles. Vigilar, pastorear, matar serpientes... Estos pequeñuelos hacían todas estas cosas con gran habilidad.

En 1880 se exhibió al terrier australiano por primera vez en una exposición en Australia. La cría oficial dio comienzo en 1921 con la fundación del Australian Terrier Club y la redacción del estándar.

En Europa, esta raza sigue siendo bastante desconocida. Hace relativamente poco que llegó a nuestro país, donde es bastante difícil de encontrar.

Cría y compra

¿Te interesa el terrier de Australia? Te ofrecemos consejos de compra y razas alternativas.

¿Dónde puedo comprarlo?

Para adoptar un terrier australiano, lo mejor es acudir a un criador que trabaje según las normas de la FCI. Estos criadores garantizan que los padres tienen pedigrí y solo trabajan con animales aptos y sanos.

En España, esta raza es muy poco común, por lo que hay muy pocos criadores.

En muchos otros países solo hay un puñado. Por eso, es bastante probable que debas recorrer largas distancias y esperar mucho tiempo si quieres comprar un terrier australiano.

¿Cuánto cuesta?

El precio de un cachorro de cría responsable es de 1000 euros o más.

Razas alternativas

Dos razas de terrier sociables son el norwich terrier y el norfolk terrier, que comparten muchos rasgos con el australiano.

Hay otros terriers de patas cortas similares, pero son más difíciles de adiestrar y tienen un encanto más tosco. Estos son, por ejemplo, el cairn terrier y el skye terrier.

Un cruce de terrier australiano, dandie dinmont terrier y yorkshire terrier es el terrier sedoso australiano, muy sociable. Sin embargo, su pelaje es más difícil de cuidar que el del terrier australiano.

Si te gustan los perros pequeños, pero no tanto los terriers, una buena alternativa podría ser el bichón habanero.

Conclusión: terrier simpático

Si buscas un terrier pequeño, sociable y supersimpático, el australiano es una opción estupenda. Si no subestimas a este perro amante del trabajo por su tamaño, tendrás a tu lado a un compañero maravilloso.

Artículos relacionados
Nuestros artículos más útiles
7 min

Golden retriever

El golden retriever es una de las razas más populares, sobre todo para familias. Pero su capacidad de aprender no es la única cualidad que lo caracteriza. En este artículo aprenderás todo lo que hay que saber sobre el golden retriever.
12 min

Labrador retriever

Complaciente, amigo de los humanos y robusto: el labrador retriever es un popular perro familiar de tamaño mediano que, por sus orígenes como perro de trabajo, necesita estimular la mente y el cuerpo.
9 min

Pinscher miniatura

¿Un pinscher en formato mini? No te dejes engañar. El pinscher miniatura es todo un hombrecito. Si estás buscando un perrito faldero dulce y tranquilo, el pinscher miniatura no es para ti. A pesar de su tamaño, tiene una gran necesidad de hacer deporte y moverse, y lleva a su cuidador siempre al trote.