Juegos con gato y deporte

Agility para gatos

El agility para gatos es un tipo de carrera de obstáculos con diversos grados de dificultad. Este tipo de actividad variada y exigente está orientada específicamente a los gatos de interior que no disponen de zonas al aire libre. Se puede equiparar con un método de adiestramiento en el que los animales tienen que superar diversas pruebas. No importa si el agility se realiza en casa o en una competición real, en la que se tienen en consideración el tiempo y la precisión: lo primordial es que tu mascota se divierta y que no haya cabida para el aburrimiento.

Jugar con gatos de interior

Como dueño de un gato de interior debes asegurarte de que su estilo de vida sea lo más natural posible. Por ello, un hogar apropiado para un gato debe ofrecerle diversas opciones de entretenimiento. Cuantas menos zonas prohibidas para el felino haya en casa, mejor. Alternar las horas de las comidas en lugar de tener un horario establecido correspondería a las condiciones de vida naturales de los felinos. Por lo tanto, deberías darle su última golosina diaria cuando te vayas a la cama. Proporciona variedad a tu gato y consigue que tenga una mayor tolerancia al estrés. Por ello, deberíais jugar juntos siempre que sea posible. Al menos una vez a la semana proporciónale una caja nueva donde pueda esconderse, así ampliarás el rango de olores a los que se expone. También se deberían integrar nuevos sonidos de fondo.

Entretener a los gatos: juguetes interactivos y juegos de inteligencia

Para mucha gente, los gatos son como peluches vivientes: son suaves, les gusta la cercanía humana y que les mimen. Lo que muchos dueños olvidan es que sus mininos esconden en su interior un pequeño animal salvaje. Por ello, una vida de sofá rara vez les hace sentir útiles o satisfechos. Los gatos sin dueño que viven en libertad se entretienen por sí solos. Cada pequeña comida requiere a menudo varias horas de caza. Día tras día, se tienen que esconder, defender y acechar. La tranquilidad de la que gozan nuestros gatos en casa solo la conocen unos pocos. Sin embargo, incluso después de varias décadas de vivir junto al ser humano, los gatos siguen siendo animales de cuerpo y mente salvaje que tienen unas exigencias similares a las de sus parientes cercanos salvajes.