Basset hound

Basset hound

La mirada triste del basset hound engaña: la mayoría de estos perros son la alegría de la huerta y su buen humor es contagioso. Un perro basset con las orejas al viento dibuja una sonrisa enseguida en el rostro de cualquiera. Sigue leyendo para descubrir lo más importante de este cazador paticorto, un fiel amigo de muchas familias en la actualidad.

Historia

Raza británica con antepasados franceses

Los perros paticortos (del francés bas, que significa bajo) eran muy populares en Bélgica y Francia hace siglos. Se cree que los basset hounds actuales descienden de la raza francesa basset d’Artois, que en la actualidad se ha convertido en la raza basset artesiano de Normandía. En 1863 se mencionó por primera vez la denominación basset hound en una exhibición canina en París. Poco después, estos perros se extendieron también por Inglaterra, donde se cruzaron con beagles y, más tarde, con perros de San Huberto. Fue en este momento cuando obtuvieron su aspecto tan característico. En 1880, el Kennel Club británico, organización central de las asociaciones de perros de raza británicas, reconoció la raza basset. En 1936, los amantes de la raza fundaron el Basset Hound Club estadounidense.

Durante la Segunda Guerra Mundial, el número de basset hounds se vio fuertemente diezmado. Al finalizar la guerra quedaban muy pocos ejemplares para la cría. La criadora Peggy Keevil reactivó el patrimonio genético en Inglaterra con bassets artesianos de Normandía. Con sus animales, influyó enormemente en la cría europea. En España, los primeros ejemplares no llegaron hasta la década de 1970. La década de 1990 constituyó la época dorada del basset hound en nuestro país. Especialmente en Alemania, Gran Bretaña y EE. UU., estos perros se pusieron de moda enseguida. Por desgracia, esto no siempre favoreció a la raza, que rozó extremos poco saludables respecto a su físico llamativo, concretamente las orejas y el lomo. En este periodo hizo su aparición uno de los basset hounds más famosos: el personaje Perro de la serie estadounidense Colombo acompañó al famoso detective chiflado en sus complicados casos en muchos episodios.

Aspecto

Con una altura de cruz máxima de 38 cm y unos 35 kg de peso, este es un perro macizo y paticorto. Como lo describen los expertos: «un sabueso de miembros cortos, de considerable sustancia». También llaman la atención el lomo, proporcionalmente largo, y, por supuesto, las orejas caídas. El hecho de que siempre parezca melancólico se debe al cruce con perros de San Huberto. Esta mezcla se tradujo en la cabeza característica y la piel floja. El pelo es corto, liso y denso, pero no fino. Suele ser de dos o tres colores (negro, blanco y marrón), pero hay otros colores admitidos.

Carácter

Cazador convertido en perro de compañía

Con solo mirar sus patas cortas ya queda claro que el basset hound no es ningún galgo. No obstante, es un cazador excelente que se utilizaba para cazar de liebres y conejos en matorrales de difícil acceso. Como sabueso que es, su cometido era seguir el rastro de los animales alcanzados por las balas. Esto se debía a su buen olfato, que le permite seguir incluso rastros antiguos, y su gran perseverancia. Este perro se ha ido convirtiendo cada vez más en perro familiar. Sin embargo, su gran popularidad también le trajo problemas, ya que el perro basset estuvo de moda durante un tiempo. Esto hizo que se buscaran extremos en la cría, de modo que los animales gruesos, con la piel exageradamente floja y las patas excesivamente cortas de estas líneas ya no sirven para la caza. Además, estos extremos les provocan algunos problemas de salud.

Espíritu alegre con sentido familiar

La raza basset es cariñosa y sociable. Su apego y amor por los niños convierten al basset hound en un buen perro para familias. Sin embargo, en medio del éxtasis del juego podría empujar a un niño pequeño. Por lo tanto, no hay que subestimar el peso de este pequeñín. El basset hound también puede encandilar a los gatos con su carácter pacífico y soberano. Ante personas desconocidas y otros perros nunca se muestra agresivo ni miedoso, sino sereno. No obstante, cabe la posibilidad de que le ladre al cartero para proteger su territorio y su familia. Eso sí, no lo atacará.

A estos perros no les gusta quedarse mucho tiempo solos porque les encanta estar en compañía de su familia. No suele dar muestras de afecto. Por tanto, quien reciba de su parte un empujoncito con el hocico puede sentirse halagado. Aunque hay ejemplares que se han adaptado a su papel de perro familiar, otros aún conservan un marcado instinto cazador. Esto hay que tenerlo en cuenta durante los paseos. Como la mayoría de perros de caza, el basset hound se crio para ser independiente. Por eso, se caracteriza por ser bastante cabezota o incluso terco.

Basset hound

Alimentación y salud

Como este fornido perro tiende al sobrepeso, debe llevar una dieta equilibrada con comida de calidad y hacer suficiente ejercicio. Aunque es un poco vago, nunca debe convertirse en un culo de sofá. La alimentación del basset hound debe ser rica en carne y contener muy pocos cereales. Ten en cuenta los criterios individuales del animal, como el nivel de actividad, el estado de salud y la edad. Por ejemplo, los perros mayores necesitan un alimento que sea fácil de digerir y masticar. Así pues, se debe adaptar la comida a las necesidades particulares de cada perro.

Además de la comida húmeda y el pienso convencionales, también se puede emplear el método BARF/ACBA (alimentos crudos biológicamente apropiados). Se trata de alimentar al perro principalmente a base de carne cruda. A esta se añaden vísceras, fruta, verdura y suplementos de vitaminas y minerales. Se intenta imitar a la presa con base en la antigua alimentación del perro. Por otra parte, recuerda que tu peludo siempre debe tener suficiente agua fresca a su disposición.

Enfermedades típicas de la raza

Al igual que el teckel y otros perros de lomo largo, el basset hound también puede tener problemas discales o sufrir parálisis. Por eso, es imprescindible evitar que suba escaleras. Las largas orejas colgantes también pueden acarrearle otitis crónicas. Al elegir al criador, es conveniente que este no persiga extremos en cuanto al lomo y las orejas. Las crías extremas tienden a dar problemas de salud. Este perro no tolera bien el calor. Por eso, en las épocas calurosas del año, es mejor dar los paseos largos en las horas matutinas y vespertinas. Un consejo para los días calurosos: refréscale las orejas con agua fría cuando suban los termómetros. Este perro también tiene limitaciones en los días fríos de invierno. No debe dar paseos largos por la nieve porque, al estar tan cerca del suelo, podrían congelársele los genitales y las orejas. Un ejemplar sano puede vivir unos 12 años.

Cuidados

El pelo del perro basset es fácil de cuidar. Cepíllaselo cada equis días con un cepillo blando para eliminar los pelos sueltos. Sin embargo, las largas orejas y los ojos, que, debido a la piel floja, parecen tristes, tienden a inflamarse. Por eso, requieren un control y una limpieza regulares. Levántale ligeramente las orejas a diario y, si es necesario, límpiaselas, ya que debajo puede haber parásitos, suciedad y roces que podrían causarle irritaciones. En comparación con las orejas erguidas, aquí la peor ventilación provoca un clima cálido y húmedo que favorece las inflamaciones.

Acostúmbralo desde cachorro a las inspecciones auriculares y conviértelas en un ritual de bienestar. Esto reforzará el vínculo de manera positiva. Límpiale las orejas por fuera suavemente con un algodón o discos de limpieza convencionales. Los bastoncillos no son en absoluto adecuados para el cuidado de las orejas de los animales. Los oídos se los puedes limpiar con un producto auricular especial. Para las irritaciones causadas por los roces puedes utilizar una crema neutra. Pídele consejo al veterinario.

Adiestramiento y ejercicio

Para adiestrar a un basset hound hay que ser perseverante para no aumentar todavía más la cabezota de este perro. Sin embargo, la dureza y la violencia en su adiestramiento no deben tener cabida. En vez de eso, deberás tener cierto margen de tolerancia, ya que el basset hound siempre será algo obstinado. Prefiere explorar el mundo jugando que ser obediente. Por eso, procura que el adiestramiento sea lúdico para que os divirtáis los dos. Antes de adoptar un perro basset, busca una escuela canina que esté especializada en el adiestramiento de perros testarudos y juguetones. Además de perseverancia, aunque con cariño, el adiestramiento de este perro requiere mucha paciencia.

Sus patas cortas hacen pensar a muchos que no necesita moverse mucho, pero nada más lejos de la realidad. A estos antiguos perros cazadores les encanta las caminatas largas, por lo que necesitan salir mucho, aunque a su ritmo. La mayoría se divierten un montón con todo tipo de juegos de buscar. El rastreo o la búsqueda de objetos son buenos ejercicios olfativos para estos sabuesos.

Basset hound

¿Encaja conmigo un basset hound?

A diferencia de muchos otros perros de caza, el basset hound es un buen perro de compañía y familiar. También es apto para personas comodonas que no pueden dedicarle mucho tiempo al entretenimiento del perro. Sin embargo, hay que tener tiempo para un adiestramiento perseverante. Además, al basset hound no le gusta estar solo. Le gustan los niños y, por tanto, también es ideal para familias. La mayoría de ejemplares se dejan tirar de las orejas con paciencia. Por eso, hay que acostumbrar a los niños desde el principio a tratarlos con empatía y respeto. Así, no habrá nada que impida que sean amigos para siempre.

Como es bastante comodón, también es apto para gente mayor que disfrute paseando por la naturaleza con su perro. Antes de adoptarlo, asegúrate de que ningún miembro de la familia sea alérgico a los perros. Para aseguraros, podéis haceros las pruebas en el médico. En cualquier caso, el basset hound apreciará tener un jardín, que deberá estar bien vallado. Aquí podrá moverse a placer y divertirse con juegos de rastreo. Debido a su largo lomo, esta raza no debería subir escaleras. Si no vives en un bajo, es recomendable que lo lleves en brazos por las escaleras.

Antes de adoptar

Antes de que decidas adoptar un basset hound, piensa en el tiempo y dinero que deberás invertir a largo plazo. Además de las sesiones de paseo, juegos y mimos, reflexiona sobre quién se ocupará de él en vacaciones o si caes enfermo. Ahora también puedes llevarte al perro de vacaciones a muchos sitios. Infórmate antes de adoptar al perro sobre los destinos y hoteles para ir haciéndote una idea. Aparte del equipamiento básico compuesto por comederoscorreasmantas y cepillos, el basset también necesita comida de calidad y visitas regulares al veterinario, que generan gastos. Además, las enfermedades pueden ocasionar gastos sorpresa para los que debes estar preparado.

Dónde encontrar un basset hound

Está decidido: ¿estás buscando al perro de tus sueños y resulta que es el basset hound? Ningún problema, ya que en Europa hay muchos criadores serios de este perro. Antes de comprarlo, infórmate bien sobre su asistencia sanitaria. Piensa que, aunque solo con ver un cachorrito, con sus ojos tristones y orejitas caídas, se te ablande el corazón: comprar un cachorro no solo requiere amor, sino también cabeza. Por eso, no compres a supuestos criadores que venden perros sin papeles ni certificados médicos a precios bajos. Lo único que conseguirías es perpetuar una triste práctica, ya que la oferta siempre se rige por la demanda. Las víctimas son, sobre todo, los animales que crían basset hounds o mezclas similares sin tener en cuenta las características típicas ni los aspectos de salud.

Cuando busques un criador, asegúrate de que trabaje con moderación y sin exagerar la longitud del lomo y las orejas ni la piel floja, típicas de la raza. Los extremos suelen perjudicar la salud de los perros. En casa del criador conocerás al cachorro y, probablemente, también a los padres y el entorno de los animales. Un criador serio responderá a tus preguntas sobre la salud y el carácter de sus perros. Además, te explicará sus objetivos de cría respecto a la raza basset. También él te hará preguntas, ya que, después de todo, quiere que sus pequeños acaben en un buen hogar. En la mayoría de casos, el criador sigue estando disponible después de la venta para responder a cualquier pregunta.

Un basset hound de una protectora

Si prefieres adoptar a un basset hound adulto, puedes encontrar perros en internet que busquen una nueva plaza de sofá. Siempre hay algún que otro amigo de los perros que, repentinamente, debe dar a su peludo en adopción. La ventaja es que estos perros, en general, ya cuentan con un adiestramiento básico. De este modo, los principiantes que no se atrevan con el adiestramiento de cachorros pueden encontrar a un compañero fiel. El antiguo cuidador o la protectora podrán asesorarte y, juntos, podréis averiguar si el perro y tú podéis formar un buen equipo.

Cuando te entreguen al perro, deberían darte una cartilla de vacunación válida, el certificado de ascendencia y, a ser posible, un certificado médico. Muchos entregan a su peludo con un poco de su comida habitual y su manta preferida. En las protectoras de animales y otros centros es raro encontrar basset hounds de pura raza. En lugar de eso, suelen ser mezclas que, no obstante, no son menos encantadoras y tienen las mismas ganas de encontrar un nuevo hogar.

Nuestros artículos más útiles
11 min

Golden retriever

El golden retriever es un perro familiar de tamaño mediano y al que le encantan los niños: muy cercano a las personas y dócil, pero también requiere de cuidados del pelaje y muchas salidas al exterior.
11 min

Labrador retriever

Complaciente, amigo de los humanos y robusto: el labrador retriever es un popular perro familiar de tamaño mediano que, por sus orígenes como perro de trabajo, necesita estimular la mente y el cuerpo.
11 min

Pinscher miniatura

¿Un pinscher en formato mini? ¡No nos engañemos! El pinscher miniatura ―también conocido como pinscher mini, pin min, pinscher enano o Zwergpinscher― es un «gran» perro. Quien desee un adorable y tierno perrito faldero se equivoca con el pinscher mini. A pesar de su tamaño, a este perro familiar tan despierto le encanta la actividad y el deporte y, en muchos sentidos, mantendrá a sus dueños muy ocupados.