Perro finlandés de Laponia

Perro finlandés de Laponia

El perro finlandés de Laponia es un fantástico perro familiar con alma deportista.

El simpático, precioso y siempre de buen humor perro finlandés de Laponia tiene cada vez más fans fuera de Finlandia. Si te interesa este perro, deberás tener una cosa en común con él: su amor por la naturaleza.

Ficha del perro finlandés de Laponia

Breve presentación: Perro finlandés de Laponia (lapphund finlandés), perro pastor y familiar
Altura de cruz: 49 cm (machos), 44 cm (hembras)
Peso: 16-25 kg
Esperanza de vida media: 12-14 años
Precio: A partir de 1200 euros
Carácter: Cariñoso, activo y listo
Pelaje: Pelaje denso, normalmente liso
Color del pelo: Varios
Dificultad del adiestramiento: Media
Dificultad del cuidado: Baja o media
Necesidad de ejercicio: Alta
Origen: Finlandia

Aspecto y características externas

El perro finlandés de Laponia es mediano. Los machos alcanzan una altura de 49 cm y las hembras, de 44 cm. El peso se sitúa entre 16 y 25 kg.

Debido a las bajas temperaturas de su patria, presenta un pelaje semilargo y denso que lo protege del frío. Además, este perro es famoso por su amplio abanico de colores. Hay muy pocas razas que puedan ser de tantos colores como el perro finlandés de Laponia.

La cola suele ser sermilarga y peluda.

Perro finlandés de Laponia
El perro finlandés de Laponia puede ser de varios colores.

Como pastor activo que es, el perro finlandés de Laponia es muy simpático y vivo. Además, se caracteriza por su inteligencia, bondad y curiosidad, cualidades que hacen de él un buen compañero.

También es apto como perro guardián porque ladra a los desconocidos. Sin embargo, no lo hace de forma estridente ni se pone nervioso fácilmente en situaciones nuevas.

Por otra parte, se lleva bien con los niños y puede ser un buen compañero para personas mayores o discapacitadas. También puede convivir con otros animales domésticos, siempre que lo hayas socializado en edad de cachorro.

Perro finlandés de Laponia
Al perro finlandés de Laponia le gusta hacer deporte.

A este perro pastor primigenio le encanta aprender cosas y es muy cooperativo. Eso sí, debes empezar a controlar sus ladridos en edad de cachorro y perro joven.

¿Es apto para principiantes?

Los principiantes también pueden educar a este perro con éxito. Sin embargo, conviene que pidan ayuda profesional en una escuela para cachorros y una escuela canina.

También deberás informarte sobre temas de adiestramiento canino para estimular su despierta cabecita. De lo contrario, el perro descubrirá los puntos débiles del adiestramiento enseguida y los aprovechará.

Así pues, no te dejes encandilar por sus encantos. Sin embargo, no seas demasiado estricto/a con él porque es muy sensible.

El perro finlandés de Laponia es muy activo y dinámico, y necesita mucho ejercicio físico y mental. Con este compañero tan deportista, podrás elegir entre un montón de actividades en común.

Aunque la raza no está muy extendida, muchos de estos perros destacan en deportes caninos, como el agility y las competiciones de perros pastores.

Atleta todoterreno

El perro finlandés de Laponia también es apto para la obediencia o como perro de terapia en residencias de personas mayores. Además, puede acompañarte a dar paseos o cuando salgas a correr. Lo importante siempre es tener en cuenta el estado de salud del perro.

Además, recuerda que debes estimular su mente. Otros deportes caninos adecuados son el dog dancing, los juegos de olfateo y muchos más. Averigua con qué os divertís más y prueba cosas nuevas de vez en cuando.

Por otra parte, el perro finlandés de Laponia también necesita tiempo para desconectar, calmarse y no sobrecargarse. Por lo tanto, una tarde de mimitos también debe formar parte de su día a día.

Tanto si le das comida húmeda como pienso, una alimentación acorde a la especie es importante para que tu lapphund finlandés esté sano. Los ingredientes deben ser de buena calidad y la ración, equilibrada.

Al igual que con otras razas, la alimentación no solo debe tener en cuenta la edad y el peso, sino también su nivel de actividad. El perro finlandés de Laponia no presenta requisitos alimentarios especiales.

Peso controlado

Pese a su pelaje frondoso, deberás asegurarte de que mantenga la línea. Es aconsejable controlar y anotar su peso mensualmente. Para prevenir el sobrepeso, debes incluir las golosinas en la ración diaria.

Además, a tu perro no debe faltarle agua fresca, que debe tener siempre a su disposición. Lo mismo se puede decir cuando hagáis excursiones largas.

A pesar del precioso y voluminoso pelaje, los cuidados del perro finlandés de Laponia son muy sencillos. En general, basta con cepillárselo a fondo una o dos veces por semana para prevenir enredos. Como estos suelen aparecer detrás de las orejas y en el pelo de detrás de las patas, deberás prestar más atención a estas zonas. Ayuda a tu perro cepillándolo durante el periodo de muda para acelerar un poco el proceso.

Si cepillas a tu perro con regularidad, solo necesitarás bañarlo cuando la suciedad sea persistente. Piensa que, si lo bañas demasiado a menudo, se le puede irritar la piel.

Además del pelaje, también deberás examinarle los ojos, las orejas y las uñas periódicamente. Estas puedes córtaselas con un cortaúñas si las tiene muy largas.

El perro finlandés de Laponia es una raza robusta que puede vivir entre doce y catorce años.

Sin embargo, presenta cierta predisposición a enfermedades hereditarias que podrían limitar su calidad de vida. Estas incluyen la atrofia progresiva de retina y las cataratas, que podrían dejar ciego al perro. También se han observado casos de displasia de cadera.

Por lo tanto, infórmate sobre los padres y sus test genéticos antes de comprar un cachorro.

Los antepasados del actual perro finlandés de Laponia ayudaban a los samis —antiguamente conocidos como lapones, un pueblo indígena del norte de Fenoscandia— como perros de caza y guardianes. Más tarde, su tarea se dirigió cada vez más al pastoreo de renos, que constituían el sustento de muchos samis.

La capacidad de los perros de desempeñar su tarea era más importante que su aspecto. Esto hizo que la raza tuviera un aspecto poco homogéneo durante mucho tiempo. No fue hasta 1945 que el Kennel Club finlandés redactó los primeros estándares.

De pastor a perro de compañía

La división de la raza en el pastor lapón y el perro finlandés de Laponia no tuvo lugar hasta la década de 1960. La raza se llama oficialmente perro finlandés de Laponia desde 1993.

En las últimas décadas, este perro ha ido perdiendo importancia paulatinamente como pastor de renos. Sin embargo, en su patria sigue siendo muy famoso y codiciado. Allí nacen más de 1000 cachorros al año. En la actualidad, el suomenlapinkoira —su nombre en finlandés— se tiene principalmente como perro de compañía.

Compra: ¿dónde puedo encontrarlo?

A la hora de comprar un cachorro, asegúrate de que el criador sea serio y pertenezca a una asociación. Solo así podrás fomentar su esfuerzo por crear las mejores condiciones posibles para la buena salud del perro. Sin embargo, recuerda que la cría de esta raza nórdica no se encuentra en todos los países. Por lo tanto, probablemente deberás recorrer un largo camino para comprar un cachorro.

Si esto no te supone ningún problema, deberás visitar al criador en su casa para observar a los padres y cachorros en primera persona. Esta es una ocasión ideal para preguntarle al criador por la raza y la salud de los animales.

Precio

El precio de un cachorro puede variar en gran medida, pero suele ser de unos 1200 euros. Suma a este el precio del equipamiento, como comederos, correa y collar, y los gastos corrientes de comida y veterinario.

Otra opción es adoptar un perro finlandés de Laponia adulto. Para ello, visita la protectora de tu zona o ponte en contacto con asociaciones de perros nórdicos. Puede que aquí ofrezcan la posibilidad de adoptar un perro adulto.

Conclusión: ¿encaja conmigo?

Esta raza tan versátil es ideal para personas a las que les guste salir con su perro a la naturaleza. Lo ideal sería que tengas algo de experiencia en perros antes de adoptar un lapphund finlandés.

Si eres principiante, pero también ambicioso/a, deberás reflexionar bien y pedir consejo a gente con experiencia o asociaciones caninas.

El perro finlandés de Laponia es ideal para familias activas, incluso con niños pequeños. Es un compañero estupendo para actividades al aire libre y también un buen perro guardián. Lo importante es que tenga un vínculo familiar estrecho porque le encanta participar en todo.

Artículos relacionados
Nuestros artículos más útiles
7 min

Golden retriever

El golden retriever es una de las razas más populares, sobre todo para familias. Pero su capacidad de aprender no es la única cualidad que lo caracteriza. En este artículo aprenderás todo lo que hay que saber sobre el golden retriever.
12 min

Labrador retriever

Complaciente, amigo de los humanos y robusto: el labrador retriever es un popular perro familiar de tamaño mediano que, por sus orígenes como perro de trabajo, necesita estimular la mente y el cuerpo.
9 min

Pinscher miniatura

¿Un pinscher en formato mini? No te dejes engañar. El pinscher miniatura es todo un hombrecito. Si estás buscando un perrito faldero dulce y tranquilo, el pinscher miniatura no es para ti. A pesar de su tamaño, tiene una gran necesidad de hacer deporte y moverse, y lleva a su cuidador siempre al trote.