¿Los perros pueden beber leche?

¿Los perros pueden beber leche?

Los perros adultos no deben beber demasiada leche.

A muchos perros les encanta la leche o los productos lácteos. Pero ¿la leche es buena para los perros? ¿Los perros pueden beber leche o esto podría perjudicarlos? En el magazine de zooplus te revelamos los hechos más importantes sobre la leche para perros.

¿Leche para perros? Cosas a tener en cuenta

La leche contiene nutrientes importantes que los neonatos necesitan para crecer, como vitaminas o proteínas. Así pues, los cachorros dependen de la leche de su madre.

En cambio, la cosa cambia en los perros adultos. Ellos pueden asimilar todos los nutrientes vitales a través de la alimentación animal y vegetal sólida. Si la leche pertenece o no a la alimentación del perro es una cuestión de edad.

Lactasa fragmentadora de la lactosa

La razón de que la digestión de la lactosa en perros dependa de la edad es la enzima lactasa. Esta fragmenta la lactosa de manera que el cuerpo pueda aprovecharla.

Con el paso de los años, el perro produce cada vez menos lactasa. La consecuencia es que la lactosa no se digiere.

Los perros pueden beber leche
Los cachorros digieren la lactosa mejor que los perros adultos.

¿Qué leche puede beber mi perro?

No todas las leches son iguales. Para responder a la pregunta sobre si los perros pueden beber leche, primero debemos analizar los distintos tipos de leche:

El alto porcentaje de lactosa es lo que resulta problemático para la digestión de los perros.

El intestino delgado de un perro adulto no puede digerir del todo la lactosa. Así pues, si bebe demasiada, puede tener problemas digestivos, como diarrea.

Así pues, debes prestar atención a las cantidades y a la digestibilidad al darle leche convencional a tu perro.

La leche para gatos está fabricada específicamente para gatos. No es leche sin lactosa, pero contiene poca. Por eso, no solo es más fácil de digerir para los gatos, sino también para muchos perros.

La leche condensada está espesada, por lo que contiene más lactosa, grasas y calorías que la leche de vaca convencional.

Aunque les gusta más a muchos perros, no debes dársela a tu perro o muy poca por motivos de salud.

Hoy en día, en los supermercados hay una amplia selección de productos lácteos sin lactosa. Con un contenido máximo de diez gramos de lactosa por litro, este tipo de leche es más fácil de digerir que la convencional para algunos perros.

No obstante, este tipo de leche tampoco debe formar parte de la dieta normal del perro.

Básicamente, la leche diluida en agua es mejor para los perros que la no diluida.

De esta manera, reduces fácil y rápidamente la concentración de lactosa y las calorías sin sacrificar el disfrute del perro.

La leche de cabra es más fácil de digerir que la de vaca. Esto se debe, principalmente, al mayor contenido de ácidos grasos de cadena corta y media, que el intestino delgado puede digerir mejor que los de cadena larga de la leche de vaca.

Aunque la leche de cabra es una alternativa deliciosa, no debes darle demasiada. Sigue conteniendo muchas grasas y calorías que, en grandes cantidades, resultan poco saludables para el perro.

Las bebidas vegetales de soja, avena o arroz se encuentran cada vez más en los supermercados. Así pues, la gente se pregunta cada vez más si estas bebidas vegetales también son aptas para perros.

Mientras que algunos perros digieren bien estas bebidas en ciertas cantidades, otros son alérgicos a la proteína vegetal.

En este caso, no debes darle bebidas vegetales a tu perro, y aún menos si están endulzadas o contienen otros aromas, como de vainilla.

Inconvenientes: ¿qué puede pasar si mi perro bebe leche?

Además de las calorías, el factor restrictivo de la leche es la lactosa. Si tu perro bebe demasiada leche o productos similares, esto puede perjudicar su salud.

La leche tiene más calorías y grasa que el agua

Es sabido desde hace tiempo que el sobrepeso puede influir en la salud de los perros. Por eso, la elección de la comida y las cantidades son factores primordiales en la alimentación sana del perro.

Dado que la leche tiene más grasa y calorías que el agua, que pueden provocar sobrepeso, no debes darle demasiada.

Cuando la lactosa perjudica la digestión

Los perros adultos suelen presentar problemas digestivos, como gases, diarrea o estreñimiento después de beber demasiada leche (lactosa).

Como esto es desagradable para ellos, es mejor sustituir la leche por agua o, al menos, no sobrepasar la cantidad máxima recomendada.

Dosis: ¿cuánta leche pueden beber los perros?

Los veterinarios recomiendan no darle al perro más de veinte mililitros de leche por kilo de peso corporal. La leche condensada se debe dar en cantidades aún más pequeñas, de diez mililitros por kilo como máximo.

Si tu perro no tolera la leche o ha ganado demasiado peso, es mejor que no le des.

Yogur, quark y requesón: ¿una alternativa mejor?

En lugar de leche, hay quienes le dan productos como yogur, requesón o quark a su perro. Sobre todo, esto es por motivos dietéticos.

Y con razón. Como el requesón y el quark contienen menos lactosa que la leche, los perros los digieren mejor. Además, se dice que el yogur tiene un efecto probiótico en la digestión de los perros.

La regla de oro: no le des una ración demasiado grande a tu perro y procura que esta sea equilibrada.

Conclusión: ¿la leche es buena para los perros?

¿Los perros pueden beber leche? Aunque tu perro no vaya a decirte que no a un delicioso cuenco de leche fresca, no deberías dársela regularmente.

El motivo principal es el peligro de que tenga problemas digestivos y de que adquiera sobrepeso.

Nuestros artículos más útiles
9 min

Alimentos prohibidos para perros

No todos los alimentos que las personas podemos comer sin problemas son buenos para nuestros perros. A veces, solo una cantidad pequeña ya es tóxica, mientras que con otros depende de cuánto tiempo los coman o cómo se cocinen. Sigue leyendo para saber cuáles son los alimentos prohibidos para perros y aquellos que son inocuos.
6 min

¿Es mala la comida de gatos para perros?

Si en tu hogar hay tanto perros como gatos, puede que te preguntes si les mala la comida de gatos para perros. La respuesta es clara: los perros y los gatos necesitan su propia comida. Si de vez en cuando tu fiel amigo canino prueba la comida de su compañero felino o viceversa, no es motivo de preocupación. Eso sí, ten en cuenta que el 90 % de las enfermedades de perros y gatos están causadas por una alimentación inadecuada.
3 min

Dieta BARF: ¿qué es?

Hace algunos años, la dieta BARF (acrónimo de Biologically Appropriate Raw Food) para perros era un modo de alimentación que utilizaban los más alternativos; sin embargo, con el paso del tiempo, este tipo de dieta ha ganado popularidad y se ha consolidado como un método habitual para la nutrición del perro.