Sangre en la orina del gato This article is verified by a vet

Sangre en la orina del gato

Cuando limpies el arenero, fíjate en si la orina de tu gato presenta algún color inusual.

Si detectas un tono rojo o marrón en la orina de tu gato al limpiar el arenero, podría ser sangre. Ante un síntoma tan aterrador, es primordial hallar la causa. En este artículo aprenderás todo lo que hay que saber sobre la sangre en la orina del gato.

¿Es muy peligrosa la sangre en la orina del gato?

Si descubres sangre en la orina del gato, debes tomártelo muy en serio. Existen muchas causas que pueden provocar este síntoma. Por eso, un diagnóstico temprano y exhaustivo es de vital importancia. Solo así puede el veterinario iniciar una terapia específica.

Tiaki accesorios para perros y gatos

Causas

Muchos gatos orinan sangre alguna vez a lo largo de su vida porque hay numerosos factores que pueden causarla. Normalmente, los riñones filtran la sangre y expulsan los residuos metabólicos a través de la orina. En gatos sanos, esta tiene un color amarillento, que puede ser más claro y oscuro según lo líquida que sea. Por ejemplo, si el gato está deshidratado, la orina se concentra más en los riñones y es más oscura.

En algunos casos, la coloración roja de la orina es fisiológica, por ejemplo, por la ingesta de remolacha. Sin embargo, también hay enfermedades y estímulos que provocan sangre en la orina del gato. Los veterinarios consideran tres posibilidades:

Excreción de sangre (glóbulos rojos) por:

  • Reacciones inflamatorias: los gatos padecen infecciones urinarias bacterianas con frecuencia. Durante la infección, no es raro que se formen cálculos y piedras urinarios. Los machos son los más afectados, ya que tienen la uretra más larga y arqueada por su anatomía. Si los cálculos crecen, dañan la delicada mucosa del tracto urinario y pueden provocar incluso una peligrosa obstrucción urinaria. Si esta no se trata, la vejiga podría reventar. Los gatos jóvenes de interior con FLUTD (enfermedad del tracto urinario inferior) idiopática también son propensos.
  • Tumores: los tumores más frecuentes del tracto urinario de las gatas aparecen en el tejido de los riñones, la vejiga y el uréter; en los gatos, en la próstata.
  • Intoxicaciones: algunos medicamentos (p. ej., rifampicina) y sustancias tóxicas vegetales o químicas dañan los riñones de tal manera que los glóbulos rojos (eritrocitos) atraviesan el tejido renal sin filtrar.
  • Enfermedades renales (p. ej., insuficiencia renal)
  • Coagulación reducida a causa de enfermedades congénitas (p. ej., enfermedad de von Willebrand), coagulopatía por consumo (CID) o tratamientos de heparina
  • Anomalías vasculares congénitas

Excreción de hemoglobina como consecuencia de la destrucción de glóbulos rojos (hemólisis) por:

Excreción de mioglobina como consecuencia de la destrucción de células musculares (rabdomiólisis) por:

  • Graves lesiones musculares por traumatismos externos (p. ej., accidentes de coche)
  • Convulsiones (p. ej., por epilepsia o tétanos)
  • Después de operaciones graves (p. ej., amputaciones)

Síntomas: ¿cómo se manifiesta?

A menudo, la sangre en la orina del gato va acompañada de otros síntomas. Estos son de vital importancia para acotar el diagnóstico. Es habitual que los gatos presenten malestar general en el transcurso de las posibles enfermedades y fiebre en las infecciosas. También se observa poliuria (micción frecuente), estranguria (dolor al orinar) o polaquiuria (micción en muchas cantidades pequeñas).

Mi gato orina sangre: ¿qué posibles diagnósticos existen?

La sangre en la orina del gato siempre requiere una visita urgente al veterinario. Nunca te la tomes a la ligera. Para poder distinguir entre las tres posibles causas (hemoglobinuria, mioglobinuria y hematuria en gatos), se debe analizar la orina.

  • Centrifugando la muestra, los glóbulos rojos se hunden si se trata de una hematuria en gatos. Este sedimento se ve rojo en el tubo de ensayo, mientras que la parte superior se ve transparente. En cambio, con una hemoglobinuria o mioglobinuria, los colorantes están presentes libremente, por lo que el tubo permanece rojo. Esto significa que no se forma ningún sedimento.
  • Con una tira de prueba pueden detectarse altas concentraciones de glóbulos rojos, células inflamatorias, proteínas y bacterias. También puede calcularse el pH.
  • El veterinario busca cristales urinarios, levaduras, bacterias y células sanguíneas bajo el microscopio.

Para distinguir entre hemoglobinuria y mioglobinuria, debe averiguar otros parámetros. Por ejemplo, con un análisis de sangre mide la creatinquinasa (CK), que se dispara por la destrucción del tejido muscular.

Para aclarar las alteraciones estructurales, también puede valerse de métodos de imagen, como radiografías o ecografías.

Sangre en la orina del gato

Tratamiento: posibles tratamientos de la sangre en la orina del gato

La hemoglobina, mioglobina o sangre en la orina del gato requieren diferentes enfoques terapéuticos. Las infecciones del tracto urinario y otras enfermedades infecciosas precisan antibióticos o antivirales, en función del patógeno. En cambio, con traumatismos, tumores y cálculos urinarios grandes se tiene que operar al gato. Por lo tanto, un diagnóstico previo es esencial para tratar la enfermedad subyacente específicamente.

Pronóstico: ¿cuáles son las probabilidades de curación?

Al igual que el tratamiento, con el pronóstico tampoco se puede generalizar. Una infección del tracto urinario suele ser bastante leve con un tratamiento temprano. En cambio, una obstrucción urinaria aguda y no tratada puede acabar matando al animal. Por eso, si detectas sangre en la orina del gato, es muy importante que acudas al veterinario lo antes posible.

Mi gato orina sangre: medidas preventivas

Hay algunos desencadenantes de la sangre en la orina del gato que podemos prevenir. Pide al veterinario que te aconseje sobre posibles vacunas. Además, una alimentación y una tenencia correctas reducen el riesgo de enfermedades, como cálculos o litiasis urinarios.


Franziska G., Veterinaria
Profilbild von Tierärztin Franziska Gütgeman mit Hund

Me formé como veterinaria de forma íntegra en la Universidad Justus-Liebig Gießen en Alemania, donde pude adquirir experiencias en diversas áreas como medicina para roedores y animales pequeños, animales grandes y animales exóticos, así como farmacología, patología e higiene de los alimentos. Desde entonces, además de trabajar como autor veterinario, he estado trabajando en mi tesis doctoral de carácter científico. Mi objetivo es conseguir proteger mejor a los animales de los patógenos bacterianos que causan las enfermedades. Además de mis conocimientos veterinarios, también comparto mi propia experiencia como cuidadora de mi perro, por lo que puedo entender y aclarar miedos y problemas, así como otras cuestiones importantes sobre la salud de los animales.


Nuestros artículos más útiles
3 min

¿Cuántos años tiene mi gato?

La edad de los perros se suele deducir de forma sencilla: un año de los perros equivale a siete años de los humanos, dependiendo también de la raza y del peso del can. Ahora bien, ¿Cuántos años tiene mi gato? ¿Cuántos años suelen vivir? ¿A partir de qué edad se considera a los felinos «senior»? Descubre aquí todo sobre la edad de los gatos.
4 min

Métodos anticonceptivos para gatos

Los gatos son unos animales fascinantes. ¿Quién puede resistirse a un adorable gatito y a observarlo, mimarlo y acariciarlo durante todo el día? Pero la realidad es que vivimos en un mundo en el que las protectoras de animales están abarrotadas. Por esta razón, la mayoría de los amantes de los animales son conscientes de la importancia de evitar que su gato tenga una camada. Descubre cuáles son los métodos anticonceptivos para gatos.
5 min

El parto de una gata: cómo es y cómo prepararte

Si tu gata está embarazada, se avecina un periodo lleno de emociones. El parto suscita muchas preguntas, especialmente cuando la gata es primeriza. Para que puedas prepararte para el feliz acontecimiento, hemos reunido las preguntas más importantes sobre el parto de una gata.