Adoptar un gato: 10 cosas que debes saber

adoptar un gato

Sin ninguna duda, ¡los gatitos son adorables! Tanto que muchas personas adquieren uno sin informarse bien de antemano sobre lo que supone tener un gato. Pero un lindo gatito se convierte en un gato con necesidades que te acompañará durante los próximos 15 a 20 años. La llegada de un gatito o de un gato adulto debe considerarse bien. Te contamos las 10 cosas que debes saber antes de adoptar un gato.

  • Adoptar un gato: una decisión a largo plazo

Un viaje espontáneo, quedarte en la cama hasta el mediodía o buscar un nuevo piso... a partir de ahora hay que tener en cuenta al compañero felino a la hora de tomar pequeñas y grandes decisiones. Antes de adquirir un gato debes tener en cuenta que esto cambiará tu vida por un largo periodo de tiempo. Muchos consideran que convivir con un felino es sobre todo enriquecedor, pero algunas personas no son conscientes de la responsabilidad que conlleva adoptar un minino. Esto, lamentablemente, aumenta el peligro de que el bigotudo pronto necesite un nuevo hogar.

  • Cuestión de dinero

Cuando compras un gatito debes acudir a un criador responsable. Los costes ascienden a varios cientos de euros e incluso el equipamiento básico puede suponer una suma de tres cifras en euros. Por ejemplo, necesita una cama cómoda, comederos y bebederos, juguetes, un cepillo, un rascador y un arenero.  Además, se producen costes regulares para la comida de alta calidad y, en caso necesario, para la arena para gatos. También hay que tener en cuenta los gastos para las revisiones veterinarias y las vacunas. Hablando de veterinarios, te aconsejamos tener unos ahorros en caso de que tu gato enferme, pues puede suponer un desembolso grande.

  • Viviendas de alquiler y vecinos

Si vives en una vivienda de alquiler necesitarás la aprobación de tu casero antes de adoptar a un minino. Es posible que si no respetas eso es posible que se oponga a que tengas un felino. Si decides quedarte con el minino puedes correr el riesgo de que recibas una advertencia y, a continuación, la terminación del contrato de alquiler. Por eso es importante que seas honesto. También debes considerar que una es más complicada, pues no todos los arrendadores permiten la tenencia de gatos. Si tu bigotudo tiene acceso al exterior es posible que la relación con tus vecinos cambie, pues a algunos les molesta que los gatos de otros hagan sus necesidades en su huerta o en la arena en la que juegan sus hijos. Intentad encontrar una solución conjunta.

adoptar un gato
  • Felinos con carácter

Se dice que los perros son dependientes y los gatos son independientes. Esto no es del todo incierto, pues ningún minino será tan obediente como un perro bien educado. Pero es por eso por lo que los amantes de los gatos adoran a sus felinos. Los gatos hacen lo que les plazca: subirse a la mesa, arañar las cortinas o comerse las plantas. Claro que puedes enseñarle algunas reglas para la convivencia, pero no puedes asegurarte de que tu minino las vaya a cumplir siempre. Es posible que nada más salir por la puerta, tu felino haga todo lo que tú no quieres que haga. La educación de los gatitos requiere mucha paciencia. Si no quieres que tu bigotudo duerma en tu cama debes ser consecuente, una sola noche en tu colchón es tirar por la borda semanas de educación.

  • Adoptar un gato: higiene y pelos

Los gatos sueltan pelo. Mucho pelo. Se adhiere a tu ropa, al sofá, a tu cama… Hazte con un buen cepillo quitapelusas. Con el tiempo desarrollarás una intuición hacia qué tejidos atraen los pelos de gato. El cepillado regular y una alimentación para gatos de buena calidad ayuda a que tu minino suelte menos pelo. Lo que está claro es que tu vida estará más llena de pelos que nunca. Muchos subestiman esto antes de adquirir un gato. A esto se le suma que, a pesar de ser animales muy limpios, suponen un desafío para mantener una limpieza impoluta en casa. Por ejemplo, la arena puede quedarse pegada en el pelaje y se distribuye en un radio de 20 metros alrededor del arenero, puedes encontrarte restos de comida de gatos con problemas de higiene en las paredes o en otras habitaciones o cuando los mininos vomitan, algo que también les sucede a los que están sanos, prefieren hacerlo sobre una superficie blanda, como sobre tu alfombra persa. Por último, pero no menos importante, en caso de salud o situaciones de estrés es posible que el felino desarrolle problemas de falta de higiene.

  • No son animales solitarios

Si quieres tener un gato de interior deberías tener a dos mininos juntos. Esto tiene varias ventajas: puedes dejarlos solos sin remordimientos de conciencia sabiendo que se tienen el uno al otro para jugar. Sin embargo, si decides que solo quieres tener uno, infórmate en la protectora local sobre qué gatos prefieren estar en solitario. Pero en este caso debes planear tener bastante tiempo para pasar con tu bigotudo. Los gatos de exterior son adecuados como gatos únicos pues encuentran suficiente entretenimiento y cosas que hacer, entre ellas es posible que haga amistad con otro felino de exterior.

  • Los gatos llegan a (casi) todas partes

Ya sea la parte superior de las estanterías o del armario, muchos felinos son verdaderos artistas en lo que a saltar y escalar se refiere. Algunos incluso tienen talento para abrir las puertas y se meten en los armarios en busca de snacks cuando estás ausente. Ten cuidado, pues algunos bigotudos se echan la siesta en la lavadora o saltan dentro del coche por la mañana sin que te des cuenta. A contrario que la mayoría de los perros, los gatos suelen pasearse por los escritorios, las encimeras de la cocina y los alféizares. En conclusión: siempre debes tener en cuenta al gato para no ponerlo en peligro accidentalmente. Si no quieres restringir las salidas de tu compañero felino es mejor que asegures el jardín con una valla de al menos dos metros o el balcón con una red para gatos. Es posible que para esto necesites la aprobación de tu casero.

adoptar un gato
  • El gato es un animal cazador

¿De repente escuchas un quejido y un chillido en medio de la noche en el dormitorio? ¡Es posible que tu felino te haya traído un visitante indeseado! Si tu gato es de exterior debes saber que de vez en cuando le gusta llevarse su presa a casa. Lo coloca como un regalo en el pasillo o te lo lleva al dormitorio para poder jugar con el, aún vivo, ratón. Las crías de pájaros o los peces de acuario también pueden acabar en las garras del hábil cazador. ¡Lo más probable es que te lo coloquen como regalo sobre el felpudo! Si quieres adoptar un gato debes aceptar esta parte de su naturaleza.

  • Enfermedades y gatos mayores

Con suerte tienes un gato saludable junto a ti durante los próximos 15 a 20 años. Pero muchos gatos, tarde o temprano, se pueden enfermar de forma aguda o crónica. Las infecciones leves o la diarrea desaparecen después de unos días, pero pueden ser bastante angustiosas. Las enfermedades crónicas como la diabetes no solo requieren que abordes el tema de los alimentos y de la insulina, sino también de un buen manejo del tiempo. Es posible que tu gato necesite tomar pastillas a diario. Lo mejor es que practiques esto (sin utilizar medicamentos reales) desde pequeño. Con la edad algunos gatos se vuelven frágiles o dementes, entonces necesitan que los apoyes para subir a lugares o las visitas al veterinario se vuelven más frecuentes.

  • Adoptar un gato: el compañero ideal

Sí, los gatos cuestan dinero, suponen trabajo y pueden poner a prueba tus nervios. Si esto no te asusta entonces ¡tienes aguante y eres un gran amante de los gatos! Con humor, paciencia y amor por los animales, dominarás con facilidad los retos que supone la convivencia con un gatito. Además, en cuanto tu minino se acurruque ronroneando sobre tu regazo se te habrá pasado el enfado.

Nuestros artículos más útiles

¿Es una buena idea dormir con el gato?

Entre los amantes de los gatos, es habitual dejar que nuestros mininos duerman en la cama. Sin embargo, existen opiniones contradictorias acerca de que los gatos compartan el lecho con las personas. En este artículo queremos exponerte los pros y los contras para que reflexiones con qué punto de vista simpatizas más y elijas el modo de actuar con tu pequeño tigre.

Trabajar desde casa con gatos

En tiempos de crisis, como durante la epidemia del coronavirus, es muy importante tener un lugar para trabajar desde casa. Cada vez son más las empresas que facilitan poder trabajar desde casa o tener flexibilidad horaria. También los autónomos o los profesores, que se preparan para sus clases, pasan mucho tiempo en el escritorio, y no lo hacen solos. Muchas personas comparten su oficina en casa con un felino. ¿Cómo es posible trabajar desde casa con gatos? ¡Te damos unos cuantos consejos!