Adoptar un cachorro: consejos y equipamiento

la llegada de un cachorro

El día en que el nuevo miembro de la familia llega a casa es muy especial.

¿Has decidido adoptar un cachorro? ¡Enhorabuena! Para que empiece su vida en su nuevo hogar con total relajación, deberás tenerlo todo preparado antes de su llegada. Por eso, hemos preparado una lista de control sobre el equipamiento básico que necesitarás antes de adoptar un cachorro. También te damos consejos sobre cómo acostumbrarlo a su nuevo hogar.

Equipamiento básico: el comedero ideal

Los comederos y bebederos son uno de los elementos principales de nuestra lista. Necesitarás un comedero para la comida y un bebedero para el agua. Este último deberá estar lleno en todo momento.

Puedes elegir un comedero decorativo, como los de cerámica, o uno de acero inoxidable de excelente calidad.

Para los perros de razas grandes, en particular, los comederos con altura regulable, como este soporte ajustable con dos comederos de acero incluidos, son una buena opción para adaptar el comedero al tamaño del cachorro hasta que se haga adulto. De este modo, el perro disfrutará de su comida cómodamente a cualquier edad.

Consejo para viajes: una solución práctica para viajes o excursiones largos son los comederos de viaje. Estos te permiten guardar la comida cómodamente y darle agua cuando estéis fuera.

Summer accessories

Seguridad en los paseos: la correa adecuada

Una correa adecuada no debe faltar cuando se decide adoptar un cachorro. Por ejemplo, los sets de correa y arnés son una muy buena opción. Ofrecen una excelente ayuda en caso de mal tiempo y se pueden comprar de diferentes longitudes y tallas. Además, los hay de distintos colores para todos los gustos.

Plus de seguridad con colgantes luminosos

Hablando de paseos: en la época de más oscuridad, los paseos con el perro suelen tener lugar al anochecer o totalmente de noche. Si a esto se añade la niebla, el cachorro es difícil de ver al otro extremo de la correa. Los conductores o ciclistas podrían no verlo en situaciones peligrosas.

Por eso, los accesorios luminosos ofrecen un extra de seguridad, como las correas reflectantes o los colgantes luminosos.

Otro plus de seguridad lo ofrecen los colgantes para la dirección. Puedes colocar tu dirección y número de teléfono dentro del colgante y fijarlo cómodamente al collar. Si tu perro se pierde, quien lo encuentre podrá contactar contigo rápidamente.

Además, hay organizaciones donde puedes registrar a tu perro por si se pierde, como AIAC en Cataluña. Sin embargo, una llamada siempre es la manera más fácil de contactar con el responsable.

Lugares de descanso: mantas y camas

El próximo punto de nuestra lista para adoptar un cachorro: a todos los perros les gusta tener un lugar acogedor para acurrucarse y descansar, por muchas aventuras que haya fuera. Estos lugares son muy importantes para ayudar al cachorro a aclimatarse. De hecho, los animales jóvenes duermen muchas horas, algunos hasta veinte horas al día.

Camas cómodas

Las cestas de plástico lavables, que se pueden complementar con un cojín del tamaño adecuado, son robustas e higiénicas. También se venden juegos que ya vienen con un cojín apropiado.

Así, dispondrás de una cama completa para que tu cachorro solo tenga que acurrucarse. Antes de comprar la cama, piensa también en el tamaño que alcanzará el perro cuando sea adulto. Así, la cama te durará más tiempo.

Si buscas aún más comodidad, echa un vistazo a la cama Cozy Kingdom. El borde alto hace que sea muy mullida para que el cachorro se pueda recostar a sus anchas. Esta cama, que se puede lavar a 30 grados, tiene un cojín reversible y está disponible en tres tamaños.

Otro complemento práctico es el colchón para jaula y transportín, disponible en varios tamaños. Este colchón estable de felpa suave es ideal para las siestas del perro, incluso fuera del transportín.

Mantas suaves

¿Qué sería de una cama cómoda sin una base suave? Las mantas suaves para el sofá, la cama, la cesta o el suelo no deben faltar en tu equipamiento básico.

Por ejemplo, la manta de forro polar Pawty es supercómoda. Estas mantas se pueden utilizar en todas partes y le ofrecen a tu peludo un rinconcito cálido. Además, protegen los muebles de los pelos de perro y la suciedad.

Esta variante elevada de manta de forro polar también está decorada con un bonito estampado de huellas. La alfombra Isobed Paw es antideslizante y se puede lavar en la lavadora a 90 grados. Ofrece una solución higiénica en caso de que tu cachorro tenga algún que otro percance en la manta. Además, es supermullida y protege al animal del frío del suelo. Está disponible en tres tamaños y se puede recortar a la medida que quieras.

Juguetes para perros: un clásico del equipamiento básico

¿Tu cachorro ya está descansado? En ese caso, ahora toca retozar un poco. Las horas de juego regulares son importantes para aclimatar a un cachorro y refuerzan vuestro vínculo.

Por eso, si vas a adoptar un cachorro, deberás incluir juguetes adecuados en el equipamiento básico. La selección es enorme, pero hay algunos clásicos que gustan a casi todos los cachorros. Cabe mencionar el KONG Puppy, que te encantará a ti también por su resistencia. Este juguete indestructible no solo es seguro, sino también muy versátil.

Es fantástico para cachorros en fase de dentición, favorece la masticación correcta y se puede rellenar con golosinas. Además, el material de goma blando hace que bote, por lo que la diversión y la variedad están garantizadas.

Otro juguete popular es la pelota con cuerda de Trixie. La cuerda de 30 centímetros permite lanzar la pelota a largas distancias sin esfuerzo. Así, podrás jugar a traer la pelota con tu cachorro y este se lo pasará en grande.

Otro clásico son los juguetes de tiro, como las cuerdas de juguete. Hay cuerdas de varios tamaños y con distintos nudos. Todas son perfectas para jugar a tirar de la cuerda, algo que encanta a cachorros y perros adultos por igual.

Además, las fibras de algodón naturales de las cuerdas de juguete les limpian los dientes y los huecos interdentales. Para cachorros en fase de dentición, pueden ponerse en la nevera antes de jugar y el frío alivia el dolor.

Consejo: no dejes siempre ganar a tu perro con la cuerda. Además, asegúrate de que puedes parar el juego en todo momento para que el cachorro no se descontrole.

En este artículo encontrarás más información sobre cómo jugar con perros: Jugar con el perro

Por qué las golosinas no pueden faltar en el equipamiento básico

Un cachorro aprende a todas horas y en todas partes. Por eso, es conveniente reforzar el comportamiento deseado de forma positiva. Si vas a adoptar un cachorro, esto es aún más importante para conseguir que se adapte. Las recompensas pueden cobrar forma de juegos, caricias o golosinas. Los snacks suelen ser la opción más práctica para recompensar a tu perro fuera de casa, p. ej., si viajáis en tren.

Por eso, las chucherías no pueden faltar en el equipamiento básico para tu cachorro. Cuando estéis fuera, puedes tener los snacks a mano en una bolsa portapremios y recompensar a tu peludo fácilmente.

Señuelos

El cálculo correcto del tiempo es decisivo para un refuerzo a largo plazo. El señuelo Trixie Preydummy es superpráctico para cuando estéis fuera e ideal para perros con instinto de caza. De esta manera, puedes integrar y controlar adecuadamente la pasión de tu peludo en el adiestramiento.

Esta resistente bolsa de lino la desarrolló el famoso adiestrador canino Jan Nijboer. El Preydummy se puede rellenar con golosinas y utilizar, por ejemplo, para el adiestramiento con dummy. La cuerda facilita el lanzamiento para jugar con el cachorro a traer el señuelo.

Utensilios de adiestramiento prácticos: silbatos y clickers

Si vas a adoptar un cachorro, los silbatos son herramientas prácticas para su adaptación y adiestramiento. Los hemos puesto en nuestra lista porque son una parte imprescindible del equipamiento básico. Un ejemplo es el silbato Trixie de alta frecuencia, que se puede sintonizar individualmente para que suene siempre igual.

Cuando el cachorro se haya acostumbrado al sonido, podrá reconocer la señal en cualquier situación. Así, el silbato ofrece un control práctico del perro en excursiones por el bosque y en situaciones de peligro. Por ejemplo, puedes enseñar al cachorro a pararse o a volver a ti cuando oiga el pitido.

Otro sonido claro e inconfundible con ruidos ambientales lo produce el multiclicker. Acostumbra al perro a la señal acústica y refuerza así el comportamiento positivo. El volumen y el tono del multiclicker se pueden regular, lo que facilita el adiestramiento de varios animales.

Cómo enseñar a un cachorro a hacer sus necesidades

La llegada de un cachorro siempre va acompañada de una prueba de paciencia cuando toca enseñarle a hacer sus necesidades. Durante este periodo de aprendizaje, los empapadores para cachorros puede resultar de gran ayuda. Son superprácticos para casa y para cuando estéis fuera.

Lógicamente, a pesar del adiestramiento puede haber percances. Puede que el cachorro haya comido con demasiada voracidad y vomite o no llegue a hacer sus necesidades a tiempo. Ningún problema: con el spray quitamanchas y quitaolores Savic Refresh’r limpiarás las zonas afectadas fácilmente y eliminarás gran parte de los gérmenes y bacterias.

Hablando de necesidades: mantén las calles limpias y equípate con bolsas para recoger los excrementos de tu peludo en un santiamén.

Limpio de la cabeza a las patas: el champú ideal

Cuando tu peludo llegue a casa de sus aventuras con el pelo sucio, un champú como el champú para cachorros beaphar Pelo luminoso no puede faltar en tu equipamiento. Este champú suave está indicado para la sensible piel del cachorro y contiene aceite de macadamia.

Lectura recomendada: hemos resumido en un artículo todo lo que debes saber a la hora de bañar a tu cachorro.

La llegada de un cachorro a su nuevo hogar

Llegó la hora: ya has comprado todo lo necesario para tu cachorro y estás rebosante de alegría. ¡Por fin va a llegar tu nuevo compañero de piso!

Sin embargo, este día que tanto llevas esperando supone un gran cambio para él. Va a abandonar su entorno de confianza, a sus hermanos y a su manada. Tú puedes ayudarlo a sentirse como pez en el agua en su nuevo hogar. A continuación, te damos algunos consejos sobre cómo conseguirlo.

El viaje al nuevo hogar

El viaje a casa después de adoptar un cachorro tiene que ser relajado. En cuanto al trayecto hasta su nuevo hogar, lo ideal es que ya se hayan hecho algunos preparativos. Puede que el cachorro ya haya viajado en coche con el criador e incluso se haya familiarizado con el transportín. Si vas a recogerlo, lo mejor es que vayáis dos personas. Así, podrás sentarte a su lado en el asiento de atrás durante el viaje. Esto le dará al cachorro una sensación de seguridad desde los primeros momentos juntos.

Es mejor que no le des comida antes del traslado para que no vomite con tantas emociones. Es importante que el viaje en coche sea agradable para él porque podría dejarle huella. Las experiencias negativas podrían hacer que desarrollara un rechazo permanente a los viajes en coche.

Importante: Si el cachorro se queja durante el viaje, ignóralo, aunque te cueste. Prestarle atención solo hará que reforzar su comportamiento y que se acostumbre a gimotear siempre durante los viajes en coche. En lugar de eso, transmítele tranquilidad y confianza, y el cachorro se contagiará.

Olores familiares

Cuando recojas al cachorro, es conveniente que ya se haya acostumbrado a tu olor. Por eso, intenta visitar al criador un tiempo antes de llevártelo. También puedes dejar una prenda de ropa usada en su casa. De esta manera, ya estará un poco familiarizado contigo y le facilitarás la adaptación.

La comida para cachorros que le des los primeros días en su nuevo hogar también debe resultarle familiar. Esto significa que, aunque tengas pensado cambiársela, hazlo más adelante. Primero acostúmbralo a su nuevo entorno y sigue dándole la comida que ya conoce.

Los olores del antiguo hogar también pueden resultarle útiles después del traslado. Pídele al criador una manta o toalla que huela a la casa en la que nació y a sus hermanos. Esto le facilitará al cachorro la primera etapa en su nuevo hogar.

La llegada al nuevo hogar

En cuanto el cachorro haya puesto una pata en el nuevo hogar, muéstrale todos los sitios en los que pueda satisfacer sus necesidades. Por ejemplo, llévalo al sitio más cercano para hacer pipí. Este será muy importante para enseñarle a hacer sus necesidades en el futuro. Llévalo aquí regularmente cuando empiece a dar vueltas olisqueando.

A continuación, enséñale el comedero y el bebedero, y dale un poco de su comida habitual. No te preocupes si no quiere comer al principio debido a la excitación. Ahora déjalo que explore el piso o un juguete, o bien que haga una siesta. Para ello, enséñale su cama.

No lo agobies

Limita el tour de exploración a dos o tres habitaciones para que el perro no se agobie con tantos estímulos. Además, es una manera de poner límites desde el principio. Asegúrate de que el entorno sea tranquilo y piensa en lo inusual que es esta situación para él. ¡Necesitará muchas caricias!

Si tienes otro perro en casa, mantenlos a los dos con correa al principio y no los dejes solos sin supervisión. Las visitas de amigos y familiares que quieran conocerlo pueden ser contraproducentes al principio. Además, diles a los niños que dejen que sea el cachorro el que venga a ellos. Pasados dos o tres días, ya estará un poco acostumbrado al nuevo hogar y podrá recibir las primeras visitas. Eso sí, procura que no sean muy impetuosas.

Adoptar un cachorro: el dormitorio

Torpes, preciosos e indefensos: los deseos de los cachorritos se les notan en los ojos. Esto es así especialmente cuando buscan la cercanía de la manada y, confiados, se acurrucan por la noche en la cama con su nuevo cuidador. Sin embargo, debes decidir de antemano si quieres dejar que el perro duerma en tu cama. Además, piensa en el tamaño y el pelo que tendrá cuando crezca.

Si el cachorro está acostumbrado a dormir en tu cama, de adulto también querrá dormir ahí. Quitarle esta costumbre será extremadamente difícil. Lo mejor es que le prepares una cama acogedora para él, por ejemplo, junto a la tuya.

Un transportín puede funcionar muy bien. Equipado con la manta de la casa del criador, puede convertirse en una cueva de confianza donde se sentirá protegido.

Si no quieres que duerma contigo en el dormitorio, deberás acostumbrarlo a su futuro dormitorio desde el principio. Sin embargo, no dejes que duerma solo las primeras noches. Un cachorro que ha tenido que abandonar su manada y ahora se encuentra en un entorno extraño puede desarrollar grandes miedos. Al fin y al cabo, los perros son animales gregarios y los cachorros solos se pierden en la naturaleza.

Puede que haya gente que te recomiende dejar al cachorro solo. Te dirán que los aullidos y los gimoteos acabarán parando. Sin embargo, los perros con estas experiencias tan drásticas suelen desarrollar problemas de comportamiento.

Adaptación del cachorro con calma y paciencia

Si vas a adoptar un cachorro, hay dos cosas que no te pueden faltar: calma y paciencia. Especialmente al principio de la convivencia deberás invertir mucho tiempo en él.

Si trabajas fuera de casa, piensa de antemano en cómo conciliar esto con la llegada de un cachorro. Tómate al menos las dos primeras semanas libres para estar con él. Hasta los cuatro meses de vida, los cachorros nunca deberían estar más de dos horas solos.

Además, fija límites claros desde el principio, pero recuerda que tu cachorro tiene mucho que aprender. Pasa los pequeños percances por alto sin reñirlo.

Los cachorros necesitan dormir mucho a lo largo del día y su capacidad de concentración se limita a pocos minutos. Por eso, procura no abrumarlo con estímulos en el nuevo hogar.

Consejos para adoptar un cachorro: resumen

  • Comedero y bebedero siempre accesibles
  • Correa para pasear y bolsitas para excrementos
  • Cama, cojín y manta para un lugar de descanso acogedor
  • Juguetes para jugar y divertirse
  • Snacks y golosinas como recompensa
  • Utensilios de adiestramiento, como silbatos o clickers
  • Champú suave para perros
Nuestros artículos más útiles
6 min

¿Cómo saber si mi perro es feliz? 10 signos de felicidad canina

¿Cómo puedo estar seguro de que mi perro es feliz? ¿Lo estoy haciendo bien y le estoy dando una vida con la que esté satisfecha? Todos nos hemos planteado estas preguntas alguna vez. La probabilidad de que tu peludo sea feliz es bastante alta, si disfruta de su tiempo. Puedes conseguir esto haciendo actividades con él como jugar o practicar deporte. Además —y esto no nos cansaremos de recordarlo—, es importante que le des comida de calidad, para que tenga una buena salud física y mental, que le hará estar de buen humor. Hoy se sabe también que la felicidad de los perros está muy ligada a sus hormonas.
7 min

Adoptar un perro: ¿macho o hembra?

Lo tienes claro: quieres adoptar un can. Pero aún no has decidido si quieres un perro macho o hembra. Muchas personas que adoptan un animal por primera vez tienen esta duda. Te damos consejos para que te resulte más fácil tomar esta decisión.

5 min

Tener dos perros en casa

A diferencia de los conejos o de los loros, los perros no tienen por qué tener necesariamente un compañero de su misma especie, pues tú ya eres su principal apoyo. No obstante, es cierto que muchos adoran convivir con otro perro o incluso con varios. La ventaja de tener más de un can en la familia es evidente: tu peludo siempre tendrá a alguien con quien jugar. Si están bien educados, pasear dos perros no supone un problema ni tampoco su alimentación ni sus cuidados. Sigue leyendo para saber los pros y los contras de tener dos perros en casa y la mejor manera de crear una buena relación entre ellos.