Panleucopenia felina (FPV) This article is verified by a vet

Panleucopenia felina

Si detectas síntomas de panleucopenia en tu gato, acude al veterinario lo antes posible.

La panleucopenia, o enteritis infecciosa felina, es una enfermedad infecciosa peligrosa. El patógeno es el parvovirus felino (FPV), muy extendido entre los gatos. Dado que la panleucopenia felina es altamente infecciosa y suele ser mortal, es muy importante tomar medidas preventivas. Hemos resumido aquí la información más importante sobre síntomas típicos, tratamiento y protección de los gatos contra este virus.

¿Cuál es la causa de la panleucopenia felina?

El agente patógeno de la panleucopenia en gatos es el parvovirus felino (FPV). Este virus pertenece a la familia de los Parvoviridae y es muy frecuente en gatos. Es altamente contagioso y se expulsa a través de las heces, entre otros. Dado que es muy resistente, puede sobrevivir en el entorno durante más de un año. Por eso es tan importante tener una higiene estricta para prevenir una infección. Por suerte, gracias a las numerosas vacunas de los últimos años, la cifra de infecciones ha disminuido mucho.

Si un gato se infecta del FPV, se reduce el número de leucocitos de su sistema inmunitario. Si disminuye el número total de leucocitos, el gato deviene inmunosuprimido, pudiendo sufrir infecciones secundarias bacterianas y otras enfermedades.

¿Cómo se contagian los gatos?

La panleucopenia felina es una enfermedad altamente contagiosa. Los virus se absorben por la boca, pudiéndose contagiar los gatos unos a otros a través de gotículas. También existe una vía de transmisión indirecta, p. ej., por el contacto con objetos contaminados o pienso infestado por el virus.

Los virus llegan al cuerpo a través del aparato digestivo o respiratorio y, desde ahí, a los ganglios linfáticos circundantes. Desde aquí pueden transportarse hasta el torrente sanguíneo del gato. Este fenómeno se conoce como viremia. El objetivo del parvovirus son células que se dividen rápidamente, como las del intestino, el sistema linfático o la médula. El FPV acaba dañando estas células.

envio gratis article banner

¿Cuáles son los síntomas del parvovirus?

La panleucopenia felina se divide en varias formas, que se diferencian enormemente en función de sus características y su pronóstico.

  1. Forma hiperaguda

Esta variante afecta sobre todo a gatos jóvenes que se infectan con entre ocho y 12 semanas de vida. Dado que todavía no tienen el sistema inmunitario formado del todo, suelen morir en poco tiempo sin presentar síntomas.

  1. Forma aguda

Esta forma, también repentina, va acompañada de un cuadro de dolencias amplio. En algunos casos, los gatos afectados pueden morir como consecuencia de los síntomas siguientes:

  1. Forma subaguda

La mayoría de gatos adultos tienen un sistema inmunitario fuerte, por lo que no suelen presentar síntomas o solo leves.

  1. Forma intrauterina

Si se infectan los fetos dentro del útero de la madre, esto puede provocar que mueran. En cambio, los gatitos que nacen vivos presentan malformaciones en el cerebelo y pueden sufrir trastornos locomotores de por vida.

¿Cuál es el pronóstico?

El pronóstico de la panleucopenia en gatos depende de la forma de la enfermedad. La forma subaguda en gatos adultos suele tener un curso moderado. En cambio, la variante aguda, si no se trata, puede provocarle la muerte al gato rápidamente si no se trata. Los gatos jóvenes que enferman de la forma hiperaguda tampoco suelen sobrevivir sin tratamiento.

Si tu gato tiene fiebre, vómitos persistentes o diarrea, no pierdas un minuto y llévalo al veterinario. Un tratamiento a tiempo es decisivo para la curación de tu minino.

¿Cómo se puede detectar la panleucopenia felina?

Generalmente, la panleucopenia en gatos aparece súbitamente, por lo que suele poder detectarse el empeoramiento de su estado general rápidamente. Con la aparición de fiebre alta, vómitos o diarrea permanente, a más tardar, es ineludible acudir al veterinario.

Durante la sesión de preguntas (anamnesis) y el examen médico general, el veterinario ya puede expresar sus sospechas. Para poder confirmar que se trata de panleucopenia felina, es necesario realizar otras medidas diagnósticas.

Con un análisis de sangre se puede medir el número de leucocitos. Un descenso drástico del número de leucocitos total es un signo claro de FPV. Sin embargo, hay otras enfermedades infecciosas que pueden presentar el cuadro clínico de la panleucopenia, como los coronavirus o las salmonelas. Por eso, es necesario detectar el patógeno. Esto se realiza mediante un análisis de las heces para detectar parvovirus felinos por medio de un test ELISA.

Panleucopenia felina

¿Cómo se trata la panleucopenia felina?

El tratamiento de la panleucopenia felina consiste principalmente en medidas coadyuvantes, que sirven especialmente para estabilizar al gato. Existen las opciones siguientes:

  • Goteo intravenoso con electrolitos, líquidos y soluciones azucaradas, si es necesario añadiendo heparina contra un aumento de la coagulación
  • Medicamentos contra las náuseas y protectores de estómago en caso de vómitos
  • Antibióticos para las infecciones secundarias bacterianas: estas pueden aparecer porque el sistema inmunitario del gato está debilitado a causa de la disminución de leucocitos.
  • Uso de anticuerpos (inmunoglobulinas) para reforzar el sistema inmunitario
  • Suministro de nutrientes por vía intravenosa (parenteral) los primeros días con dieta blanda después, p. ej., pollo hervido o queso fresco
  • Si es necesario, transfusión de sangre

¿Puedo proteger a mi gato contra la panleucopenia felina?

Esta enfermedad provoca síntomas y cursos patológicos graves que pueden causar la muerte rápidamente, especialmente en gatos jóvenes e inmunodeprimidos. Por eso, es importante tomar medidas preventivas. Estas son:

  • Medidas higiénicas: dado que el parvovirus felino (FPV) puede sobrevivir en el entorno durante mucho tiempo, es muy importante desinfectar las superficies y objetos, como el arenero y el comedero. Elige un desinfectante que tenga acción viricida.
  • Vacunas: existen varias vacunas. En España, la vacuna del parvovirus felino es una de las esenciales. Se prevé una vacuna inicial en la octava semana y, a continuación, una revacunación cada 2-4 semanas hasta la semana 16. Posteriormente, se debe administrar otra vacuna a las 26 o 52 semanas y continuar vacunando al gato cada tres años.

Encontrarás más información sobre vacunas en este artículo: Vacunas para gatos.


Franziska G., veterinaria
Franziska G.

Me formé como veterinaria de forma íntegra en la Universidad Justus-Liebig Gießen en Alemania, donde pude adquirir experiencias en diversas áreas como medicina para roedores y animales pequeños, animales grandes y animales exóticos, así como farmacología, patología e higiene de los alimentos. Desde entonces, además de trabajar como autor veterinario, he estado trabajando en mi tesis doctoral de carácter científico. Mi objetivo es conseguir proteger mejor a los animales de los patógenos bacterianos que causan las enfermedades. Además de mis conocimientos veterinarios, también comparto mi propia experiencia como cuidadora de mi perro, por lo que puedo entender y aclarar miedos y problemas, así como otras cuestiones importantes sobre la salud de los animales.


Nuestros artículos más útiles
4 min

¿Cuántos años tiene mi gato?

La edad de los perros se suele deducir de forma sencilla: un año de los perros equivale a siete años de los humanos, dependiendo también de la raza y del peso del can. Ahora bien, ¿Cuántos años tiene mi gato? ¿Cuántos años suelen vivir? ¿A partir de qué edad se considera a los felinos «senior»? Descubre aquí todo sobre la edad de los gatos.
4 min

Métodos anticonceptivos para gatos

Los gatos son unos animales fascinantes. ¿Quién puede resistirse a un adorable gatito y a observarlo, mimarlo y acariciarlo durante todo el día? Pero la realidad es que vivimos en un mundo en el que las protectoras de animales están abarrotadas. Por esta razón, la mayoría de los amantes de los animales son conscientes de la importancia de evitar que su gato tenga una camada. Descubre cuáles son los métodos anticonceptivos para gatos.
7 min

Vacunas para gatos

Para mantener a tu gato sano y para disfrutar de su compañía durante más años, es importante llevar a cabo una seria de vacunas para gatos. De lo contrario, es susceptible de contraer enfermedades graves que, en determinadas circunstancias, pueden dejarle secuelas permanentes o, en el peor de los casos, causarle la muerte.