West highland white terrier (westy)

west highland white terrier

El west highland white terrier es un perro seguro de sí mismo e intrépido.

Los amantes del west highland white terrier lo llaman cariñosamente westy. Este perro de moda de la década de 1990 sigue gozando actualmente de una gran popularidad. Y no es de extrañar, pues es un peludo flexible y juguetón con el típico carisma testarudo del terrier.

Aspecto: torbellino con pelambrera

A pesar de su tamaño, el west highland white terrier llama la atención. Su pelo blanco puro reluce a lo lejos y, en combinación con los ojos oscuros y la nariz negra, le confieren su aspecto característico. La capa externa está compuesta por pelo áspero y sin rizos de unos 5 cm de largo. Debajo cuenta con un subpelo denso y suave. Las pequeñas orejas y la cola, de hasta 15 cm, están erguidas.

Esta belleza blanca como la nieve presenta una altura de cruz de hasta 28 cm y pesa entre 7 y 10 kg.

kilos gratis

Carácter: un terrier encantador

Pequeño, pero ojo: bajo el precioso pelaje se esconde una buena dosis de autoconfianza. Esta raza es intrépida e intransigente hacia perros desconocidos. Eso sí, el west highland white terrier es cariñoso con las personas. La mayoría establecen un vínculo muy estrecho con su familia, pero mantienen las distancias con los extraños.

Este perro es alegre y juguetón, y tiene muchas ganas de aprender. Además, es un buen perro guardián. Si algunos ejemplares tienden a ladrar mucho es porque su impulso de moverse y hacer cosas no está suficientemente satisfecho. Un perro westy agotado nunca ladra exageradamente.

Atención: Pese a su precioso aspecto, este perro es un terrier, por lo que el instinto cazador puede estar aún arraigado.

El west highland white terrier necesita un adiestramiento cariñoso, pero perseverante.

Adiestramiento de un perro pequeño con una gran autoconfianza

Básicamente, estos perros están deseosos de aprender y son fáciles de adiestrar. No obstante, el adiestramiento debe tener en cuenta la terquedad del terrier. Como estos perros se adentraban en las zorreras de forma autónoma para cazar, hoy día todavía tienden a querer asumir la posición de alfa en caso de conflicto. Si no haces nada para impedirlo, enseguida tendrás a un tirano peludo en el sofá de casa.

Por eso, los perros pequeños con una gran autoestima necesitan un adiestramiento claro y perseverante. No te dejes embelesar por los encantos de los terriers, ya que muchos saben usar su mirada de angelitos inocentes.

Una socialización temprana es imprescindible para que no se conviertan en camorristas que se enfrentan a otros perros constantemente. Lo mejor es llevarlo de cachorro a una escuela canina, donde tendrá contacto con perros de distintos tamaños.

Cuidados de bienestar

En el día a día, especialmente cuando hace mal tiempo, el pelo del west highland white terrier se pone marrón. Se requiere tiempo y disciplina para mantener el pelaje de este perrito blanco como la nieve con cualquier clima.

Esto incluye cepillarlo a diario para prevenir enredos. Acostúmbralo desde cachorro a estas rutinas regulares con muchos elogios. La capa de pelo externa no se cae por sí sola, sino que hay que desprenderla a mano.

Lo mejor es esquilarlo cada diez o doce semanas. Con un escarpidor especial se pueden eliminar los pelos sueltos. Lo que no hay que hacer es cortarle el pelo. Esto podría provocarle problemas cutáneos a medio plazo, ya que el denso pelo solo se corta, pero no se vacía. En cambio, sí que puedes recortarle el pelo en algunas zonas con unas tijeras. Pide consejo profesional sobre el esquilado y el corte de pelo, en caso de que quieras hacerlo tú mismo. Otra opción es que lleves a tu peludo al peluquero canino cada dos o tres meses. Lavarle el pelo con champú solo es necesario en casos aislados. En caso de suciedad persistente, utiliza un champú suave para perros.

Además de al cuidado del pelo, puedes acostumbrarlo a una higiene dental regular con cepillo y pasta especiales para perros.

Tenencia: ¿encaja conmigo un west highland white terrier?

Estos encantadores perritos encajan con mucha gente. Son perfectos para familias y para vivir en un piso de ciudad. Los niños que hayan aprendido a tratar a los animales con respeto se lo pasarán en grande con este peludo.

Paseos largos, ejercicio, variedad, buscar la pelota, aprender trucos... A este torbellino blanco le encantan todas estas cosas. Estos perros no se vinculan necesariamente a una persona determinada, sino que quieren a toda la familia.

Esta puede incluir gatos, siempre que el westy haya socializado con ellos desde pequeño. Sin embargo, es posible que este antiguo cazador persiga a otros animales al aire libre.

Su cuidador no tiene que ser deportista de élite, pero sí disfrutar entreteniendo a su perro con juegos y paseos.

Aunque este perro puede vivir en un piso de ciudad, necesitarás la autorización del casero si vives de alquiler.

También debes reflexionar de antemano sobre cómo gestionarás las vacaciones. ¿Tienes buenas opciones para dejarlo con alguien o puede acompañarte en tus viajes? Infórmate sobre las opciones que tienes de dejarlo en casa o alojarlo contigo en tu destino. Los destinos muy cálidos no son muy adecuados para este peludo escocés.

West highland white terrier
Antes de comprarte un west highland white terrier, asegúrate de si puedes llevártelo de vacaciones.

Muchos años de responsabilidad

Antes de adoptar un perro, ten en cuenta que cuidar de él conlleva una gran responsabilidad. Además, no solo deberás invertir tiempo a diario en él durante muchos años, sino también algo de dinero.

Aparte del precio de compra del perro y del equipamiento básico (p. ej., comederos, transportín para el coche, mantas, camitas, correa, arnés, collar y utensilios de cuidado, como escarpidores y cepillos), también deberás gastarte dinero regularmente en una comida de calidad y una visita al año al veterinario como mínimo, que puede multiplicarse en caso de enfermedad.

Actividad: de perro faldero, nada

Los ingredientes para que este perro sea feliz son largos paseos y muchos juegos. Aunque el west highland white terrier tiene mucha energía para su tamaño, no es el mejor acompañante para salir a correr. Y es que le gusta dedicar un tiempo a hurgar y olfatear por el camino.

Los juguetes de inteligencia e interactivos suelen ser una buena idea para estos terremotos juguetones y curiosos. Si quieres hacer una buena obra con tu perro westy, infórmate sobre su posible uso como perro de terapia. Si está bien adiestrado, su monería puede alegrarles el día a muchas personas en residencias para mayores, niños y discapacitados. Lógicamente, esta tarea requiere un adiestramiento intensivo, pero es una labor muy enriquecedora.

Alimentación con un alto contenido de carne

Como cualquier perro, el west highland white terrier es carnívoro y necesita una alimentación con un alto contenido de carne. Independientemente de si es pienso o comida húmeda, lo ideal es que no contenga cereales.

Cuando el perro llegue a tu casa, debe seguir comiendo su alimento habitual los primeros días. Si quieres cambiar de comida, hazlo con prudencia y paulatinamente. Lo mismo vale para los cambios de comida para cachorros a comida para adultos. Un cambio de comida brusco supone un peligro de diarrea para muchos animales.

Los perros jóvenes comen hasta cuatro veces al día y los adultos, en general dos. El west highland white terrier engordará rápidamente si no lo alimentas según su tamaño, peso y nivel de actividad. Piensa también en las golosinas que le des de vez en cuando como recompensa. Para mantener sus dientes tan blancos como su pelaje, puedes darle snacks dentales o artículos masticables, como orejas de vacuno.

Encuentra comida para el west highland white terrier en la tienda para perros de zooplus.

Salud: prevención para una salud de hierro

El west highland white terrier se puso de moda por sus numerosas apariciones en televisión en la década de 1990. Rara vez esto beneficia a la raza. La reproducción masiva de los perros hizo que surgieran ciertos problemas de salud que siguen acompañando al westy hasta hoy. Por eso es tan importante apoyar a los criadores serios que practican una asistencia sanitaria adecuada.

Algunos de estos perros, que inicialmente gozaban de excelente salud, son propensos a alergias cutáneas, luxaciones rotulares y malformaciones mandibulares. La enfermedad de Krabbe, que sufre el west highland white terrier y el cairn terrier, puede aparecer hasta los tres meses y provoca graves daños neurológicos. De hecho, la mayoría de perros afectados no llegan a cumplir el primer año de vida. Con una prueba de ADN, ahora los criadores pueden descartar esta enfermedad.

A este antiguo perro de caza de las Tierras Altas escocesas no le afecta el frío ni la lluvia. Sin embargo, en verano hay que asegurarse de que disponga una zona con sombra en todo momento.

¿Cuál es su esperanza de vida?

Un perro westy sano puede vivir hasta 16 años.

Cría y compra: ¿dónde puedo encontrar uno?

Aunque la fiebre del west highland white terrier ya pasó, sigue habiendo muchos criadores que se dedican a la raza. Asegúrate de que el criador pertenezca a una asociación de cría y de que entregue a sus animales con el certificado de ascendencia, el chip y varias vacunas y desparasitaciones.

Un buen criador te invitará a conocer a los cachorros y a sus padres en su casa. Además, responderá encantado a tus preguntas sobre la cría. Lógicamente, también querrá saber cosas sobre ti. Al fin y al cabo, lo que quiere es encontrar un buen hogar para sus pequeños.

Los padres y los cachorros deben tener un aspecto vivaracho y equilibrado. Asimismo, el criador habrá integrado pronto a los cachorros en las actividades diarias para acostumbrarlos.

Nunca compres un animal sin certificado de ascendencia de un supuesto criador barato. En general, estos no persiguen un objetivo de cría orientado al estándar ni practican una asistencia sanitaria integral. Los exámenes médicos que realizan los criadores éticos antes de usar animales para la cría son muy caros, pero indispensables para preservar la salud de la raza.

Los criadores poco éticos suelen tener a los padres en condiciones no adecuadas a la especie. Además, las hembras a menudo no disfrutan de los descansos necesarios entre camadas. Evita a los vendedores privados que simplemente quieren tener cachorros de west highland white terrier. La cría es sinónimo de responsabilidad y muchos conocimientos sobre genética, salud y, naturalmente, el estándar de la raza. Esto no se consigue de la noche a la mañana.

¿Cuánto cuesta un west highland white terrier?

Un cachorro de west highland white terrier de un criador serio cuesta unos 1000 euros.

En las protectoras también hay west highland white terriers que buscan familia

Si quieres adoptar un west highland white terrier adulto, tienes varias opciones. Es muy posible que haya llegado alguno a una protectora porque sus cuidadores han fallecido o se han separado.

De lo contrario, seguro que en internet encontrarás algo. Aquí hay muchas organizaciones dedicadas a la raza que tienen perros en adopción. Lo ideal es que puedas conocerlo antes y así decidir si encaja contigo antes de adoptarlo.

Una buena protectora de animales te dará mucha información sobre el carácter del animal ya en las primeras conversaciones telefónicas. Además, te hará preguntas para comprobar si tú y el perro podéis formar un buen equipo.

Los perros adultos tienen la ventaja de que ya han recibido un adiestramiento básico. Sin embargo, no hay manera de saber hasta qué punto tuvo éxito este adiestramiento. Los perros mayores pueden ser compañeros perfectos para gente más sedentaria que prefiere sentarse en un banco del parque. En cualquier caso, adoptar un west highland white terrier de la protectora es una experiencia muy gratificante.

Historia: de cazador repudiado a perro de moda

Los antepasados de este perro a menudo eran indeseados porque eran perros nacidos blancos casualmente en camadas de cairn terrier. Dado que el blanco se asociaba con debilidad en esta raza, la mayoría de cachorros blancos estaban condenados a morir.

No obstante, a un cazador le encantó este capricho de la naturaleza. A finales del siglo XIX, el coronel Edward Donald Malcolm empezó a criar exclusivamente estos terriers blancos. El pelo claro tenía la ventaja de que el perro no se podía confundir con otros animales durante la caza.

En 1905 se fundó el primer club de amantes de la raza en Escocia. Dos años después, el Kennel Club inglés reconoció la raza como independiente.

El west highland white terrier adquirió una enorme popularidad en Europa en la década de 1990 por la publicidad televisiva e impresa de una marca de comida para perros. Esto hizo que se pusiera muy de moda.

Sin embargo, en la actualidad ya ha pasado esta fiebre. En Alemania, por ejemplo, la cifra de cachorros registrados oficialmente se ha reducido a la mitad en los últimos 15 años.

Actualmente, la herencia de perro de caza sigue presente en el westy. Como todos los terriers de las Tierras Altas escocesas, lo utilizaban para la caza autónoma de tejones, nutrias y zorros.

Artículos relacionados
Nuestros artículos más útiles
7 min

Golden retriever

El golden retriever es una de las razas más populares, sobre todo para familias. Pero su capacidad de aprender no es la única cualidad que lo caracteriza. En este artículo aprenderás todo lo que hay que saber sobre el golden retriever.
12 min

Labrador retriever

Complaciente, amigo de los humanos y robusto: el labrador retriever es un popular perro familiar de tamaño mediano que, por sus orígenes como perro de trabajo, necesita estimular la mente y el cuerpo.
9 min

Pinscher miniatura

¿Un pinscher en formato mini? No te dejes engañar. El pinscher miniatura es todo un hombrecito. Si estás buscando un perrito faldero dulce y tranquilo, el pinscher miniatura no es para ti. A pesar de su tamaño, tiene una gran necesidad de hacer deporte y moverse, y lleva a su cuidador siempre al trote.