Schnauzer gigante

schnauzer gigante

El grande y fuerte schnauzer gigante, con su pelo áspero y la típica barba, es un perro robusto y eficiente. Gracias a su lealtad incorruptible a su cuidador, no solo es excelente como perro de servicio, sino también de compañía.

Características

El schnauzer gigante es arrollador en el sentido más estricto de la palabra: siempre empujando a su cuidador en busca de un nuevo cometido o juego. Y es que, al igual que necesita un contacto estrecho con su familia, le encanta trabajar y que lo usen. Este perro osado y temperamental tiene una enorme resistencia y aguante, por lo que a veces cuesta frenar su sed de actividad.

Bravucón sereno

A pesar de esto, este imponente gigante es capaz de disfrutar de la paz hogareña después de un amplio paseo. Al fin y al cabo, el schnauzer gigante no solo tiene temperamento, sino también una paz interior destacable que lo convierte en un acompañante extremadamente bonachón y flexible. Conserva su carácter sereno hasta una edad avanzada y, aunque es atento y juguetón, nunca se pone nervioso ni agresivo.

Perro obstinado con sentido familiar

Ante los desconocidos se muestra indiferente o reservado. No hay que subestimar su instinto protector innato, ya que este perro tan vigilante es capaz de intervenir con valor e intrepidez si cree que sus seres queridos están en peligro. Después de todo, su familia es lo más importante. Esto no significa que se someta voluntariamente. Y es que, además de su sentido familiar, esta raza también es bastante obstinada. Por eso, un trato consecuente con mucha paciencia y calma es indispensable con este animal tan seguro de sí mismo. Si esto no es así y el perro no se ejercita lo suficiente, pronto buscará una actividad alternativa y desarrollará características que no interesan a su cuidador.

schnauzer gigante

Perro de trabajo deportista

Una manera estupenda de ejercitar al deportista schnauzer gigante son claramente los deportes caninos. Esto es así siempre que no solo se tenga en cuenta su terquedad, sino también su salud. Los perros demasiado grandes o pesados probablemente sean más aptos para la obediencia que para el agility, ya que el desgaste de las caderas y las articulaciones es menor. En los ejercicios, el a veces testarudo schnauzer demuestra que puede aprender y ser obediente. Gracias a su marcada inteligencia, el perro schnauzer gigante se puede educar muy bien. Además, con consecuencia y tacto, puede convertirse en un animal de trabajo valioso como perro policía, de servicio y lazarillo.

Aspecto

En cuanto al aspecto, el poderoso perro schnauzer gigante es la versión grande del schnauzer. Al igual que su hermano mediano, cuenta con una constitución musculosa y cuadrada, más corpulenta que esbelta. Con una altura de cruz de 60-70 cm y un peso de 35-50 kg, presenta, sin duda, un aspecto imponente. Pero sus ojitos de cordero bajo las extravagantes cejas pobladas revelan que esta característica barba esconde un fondo tierno detrás de la coraza robusta.

Pelo áspero en dos variantes cromáticas

La capa de pelo exterior, áspera y moderadamente larga, es vigorosa. Junto con el denso subpelo, le proporciona una protección eficaz contra el viento y las inclemencias climáticas. No es hirsuto ni ondulado y puede ser de dos colores:

  • Negro puro con subpelo negro
  • Sal y pimienta: color pimienta distribuido uniformemente con matices cromáticos, que pueden ir de gris hierro oscuro a plateado claro. A juego con la tonalidad correspondiente, todos los perros deben presentar una máscara oscura.

Historia

En la familia de los schnauzer y los pinscher, el schnauzer gigante es la raza más joven. Los primeros indicios de sus antepasados se remontan al año 1850. Se dice que los pastores húngaros que llevaban el ganado al sur de Alemania traían grandes perros negros tipo schnauzer. De qué perros exactamente provenía el schnauzer gigante es algo que no se sabe con certeza.

Schnauzer cervecero del sur de Alemania

Lo que está claro es que el schnauzer gigante, que probablemente salió de perros de carniceros y campesinos, es originario del sur de Alemania y que a finales del siglo XIX se utilizaba principalmente como pastor del ganado. Pero no solo los campesinos valoraban a este perro vigilante y resistente, sino también muchos cerveceros del sur de Alemania, que lo utilizaban para acompañarlos y vigilar los carruajes. Por eso, en Alemania tiene el apodo Bierschnauzer, que significa schnauzer cervecero.

Inicio de la cría y reconocimiento como perro de servicio

Con el aumento de la cría de perros de raza a principios del siglo XX, los criadores vieron el gran potencial de este resistente perro pastor y valiente vigilante de los carruajes de cerveza. Así empezó la cría específica del schnauzer gigante. En 1909, la raza se exhibió por primera vez en Múnich y la cría empezó a contabilizarse en 1913. Durante la Primera Guerra Mundial, el ejército comenzó a utilizarlo como perro de servicio, allanando así su camino hacia los servicios policiales y de salvamento. En 1925 se reconoció al schnauzer gigante oficialmente como perro de trabajo.

Uso actual del schnauzer gigante

Aunque este eficiente gigante se sigue utilizando hoy día como perro de trabajo y guardián, así como para detectar explosivos y estupefacientes, su uso en estos ámbitos es menos frecuente debido a su predisposición a la displasia de cadera y a su testarudez. Durante la década de 1930, lideraba la escala de popularidad de las tres razas de schnauzer (enano, mediano y gigante). No obstante, después de la Segunda Guerra Mundial fue destronado por su hermano más pequeño, el schnauzer enano. Como perro familiar, hoy día está extendido en todo el mundo, pero ya no abunda tanto como otras razas famosas.

schnauzer gigante

¿Es apto como perro familiar?

Sin duda, el schnauzer gigante es un acompañante fabuloso para familias. Aunque es dinámico e incluso temperamental, también es bondadoso y cariñoso con los niños. No obstante, la compra de este perro se tiene que meditar bien, como con cualquier perro. Antes de que te decidas por un cachorro, contacta con varios criadores y, por ejemplo, visita eventos deportivos en los que participen schnauzer gigantes y sus cuidadores. Algunas asociaciones ofrecen paseos conjuntos en los que puedes hablar con los cuidadores y ver la raza en vivo.

Consejos para comprar un cachorro

Si has tomado la decisión de adoptar a este gigante tan especial, lo mejor es que visites a varios criadores. Los criadores serios suelen estar registrados en una asociación y se rigen por las pautas de la FCI. Es importante que el criador sea simpático y que su criadero y objetivos te convenzan. Un buen criador te asesorará antes y después de comprar un cachorro y siempre estará a tu disposición si tienes preguntas sobre el adiestramiento, la alimentación, los cuidados o la tenencia. Asegúrate de que el perro esté vacunado, tenga chip y se haya sometido a todos los exámenes médicos necesarios. Aunque a ti no te parezcan importantes los documentos con el logotipo de la FCI, son siempre la mejor garantía de un cachorro sano y con buen carácter.

Enfermedades típicas de la raza

Un criador responsable y con experiencia no te ocultará las enfermedades que puede contraer el schnauzer gigante. Pese a las condiciones de cría estrictas y la exclusión de ejemplares con antecedentes genéticos, estos perros son propensos a la displasia de cadera y enfermedades articulares, como casi todas las razas medianas y grandes. Un cachorro genéticamente sano de padres libres de displasia no es garantía de que no vaya a desarrollar problemas articulares. Sin embargo, respetando ciertas condiciones de tenencia, el riesgo de una enfermedad se reduce considerablemente. Hay que evitar a toda costa sobrecargar las articulaciones en perros propensos a la displasia, especialmente durante el crecimiento. Además, la práctica de deportes caninos como el agility solo está permitida con la autorización del veterinario.

Alimentación

Otro aspecto importante para prevenir los problemas articulares es la alimentación del perro. La densidad calórica del alimento se debe reducir particularmente durante la fase de crecimiento. Si los perros crecen demasiado rápido, el esqueleto no se puede formar del todo. Los problemas articulares, como la displasia de cadera y codo, que plantean problemas de por vida, suelen ser la consecuencia de una alimentación errónea en perros jóvenes.

Menos es más

La comida del perro se tiene que adaptar a sus diferentes fases de vida. Los nutrientes que necesita para estar sano y vital dependen en gran medida de la edad, el peso y el ejercicio diario. Habla con el veterinario para diseñar una dieta óptima para las necesidades particulares de tu perro. Más importante que la cantidad es lo que contiene la comida. Asegúrate de que la comida sea sana, equilibrada y rica en carne de buena calidad, verduras y arroz. Evita las raciones excesivas. Estas no solo provocan sobrepeso, sino que pueden desencadenar la temida torsión gástrica.

¿Qué cuidados requiere el schnauzer gigante?

Además de una alimentación equilibrada, unos cuidados adecuados también son importantes para la salud de tu peludo. Con el perro schnauzer gigante, estos son algo más laboriosos y caros que con otras razas. Los largos pelos de la barba se deben limpiar y peinar regularmente para que no se enreden. Además, hay que esquilarle el pelo entre dos y cuatro veces al año. Si tienes un cachorro, empieza a hacer todo esto lo antes posible para acostumbrarlo a los rituales de cuidado. Un cuidado y control en profundidad de tu perro también favorece que puedas detectar cambios físicos y dolencias a tiempo y, así, tratar posibles enfermedades precozmente.

Tenencia

Un schnauzer gigante no solo requiere algo más de cuidado, sino también más espacio que muchas razas pequeñas. Una casa con jardín sería ideal, pero, en realidad el schnauzer gigante es poco exigente, siempre que tenga un contacto estrecho con su familia y pueda ejercitarse física y mentalmente como es debido. Es obligatorio practicar deportes caninos, o al menos dar paseos largos o salir a correr o en bicicleta con él.

No es perro para amantes del sofá

Quien quiera tener un schnauzer gigante debe compartir su dinamismo y tener suficiente inventiva para mantenerlo entretenido. Además de vitalidad y creatividad, también se requiere sentido del humor y paciencia para adiestrar a estos perros, a veces testarudos. Un adiestramiento básico consecuente y comprensivo que tenga en cuenta los rasgos particulares de esta raza es el requisito previo para lograr compañerismo entre perro y persona. Si se consigue equilibrio entre perseverancia y comprensión y entre ejercicio y descanso, el schnauzer gigante se convertirá en un acompañante apegado y bondadoso que seguirá a sus humanos de buena gana y los hará felices toda la vida.

Nuestros artículos más útiles
11 min

Golden retriever

El golden retriever es un perro familiar de tamaño mediano y al que le encantan los niños: muy cercano a las personas y dócil, pero también requiere de cuidados del pelaje y muchas salidas al exterior.
11 min

Labrador retriever

Complaciente, amigo de los humanos y robusto: el labrador retriever es un popular perro familiar de tamaño mediano que, por sus orígenes como perro de trabajo, necesita estimular la mente y el cuerpo.
11 min

Pinscher miniatura

¿Un pinscher en formato mini? ¡No nos engañemos! El pinscher miniatura ―también conocido como pinscher mini, pin min, pinscher enano o Zwergpinscher― es un «gran» perro. Quien desee un adorable y tierno perrito faldero se equivoca con el pinscher mini. A pesar de su tamaño, a este perro familiar tan despierto le encanta la actividad y el deporte y, en muchos sentidos, mantendrá a sus dueños muy ocupados.