Pastor de valée

pastor de valée

El nombre oficial del pastor de valée, también conocido como pastor polaco de las llanuras, es polski owczarek nizinny. Este perro rezuma buen humor y es cada vez más popular gracias a su simpatía y belleza. No obstante, su entretenimiento exige mucho tiempo porque es muy enérgico. Por lo tanto, es mejor disponer de algo de experiencia en perros para adiestrarlo como es debido.

Aspecto

Este pastor mediano de pelo largo puede recordar al collie barbudo. No obstante, con una altura de hombro máxima de 50 cm en los machos, es un poco más pequeño. Tiene un físico rechoncho y musculoso, aunque solo pesa 22 kg como máximo. Llama la atención el pelaje tipo cabra, que puede ser de numerosos colores, monocolor o con manchas. Además, está equipado con un subpelo denso. Algunos de estos perros presentan una cola corta de nacimiento. Para alcanzar un objetivo de cría normalizado, al principio se cortaba la cola larga. Por suerte, esta práctica está prohibida hoy en día en la mayoría de países europeos. Así pues, en la actualidad el pastor de valée puede tener la cola larga según el estándar.

Historia

El pastor de valée proviene de las granjas polacas, donde se utilizaba como perro guardián y pastor. Sus raíces se remontan al siglo XIII. Hoy en día, los expertos creen que el puli y el terrier tibetano son dos de sus ancestros. Según fuentes antiguas, el comerciante polaco Kazimierz Grabski causó sensación con el arreo de ovejas de sus perros pastores en Escocia en 1515. Esto hizo que un pastor le cambiara un macho cabrío y dos ovejas hembra por un perro y dos perras. Estos perros constituyeron la base de los perros pastores escoceses, a los que pertenece el collie barbudo.

En 1924 se presentó la raza por primera vez en una exposición canina de Varsovia. Durante la Segunda Guerra Mundial, la raza prácticamente se extinguió. La existencia de las líneas actuales del pastor de valée hay que agradecérsela al trabajo de la veterinaria Danuta Hryniewicz en la década de 1950. El primer estándar oficial y el trabajo de cría de los años posteriores se basaron en el macho Smok. La FCI reconoció la raza en 1959. Actualmente, el pastor de valée goza de una popularidad en auge como perro de compañía, incluso fuera de Polonia.

Carácter

Fiel e independiente

Listo, temperamental y en forma física y mentalmente: el pastor de valée tiene las cualidades típicas de los perros pastores. Es fiel a su manada y un guardián y protector eficaz que guarda las distancias ante los desconocidos. En cambio, el instinto de caza brilla por su ausencia. Como guardián excelente que es, no solo le gusta ladrar, sino que lo hace a plena voz. Pese a lo diligente que es con sus tareas de pastoreo, también es muy juguetón y le encanta estar cerca de su familia. También aprecia mucho el contacto físico y los mimitos. Así pues, este perro tan sociable no puede vivir en una perrera.

pastor de valée © everydoghasastory / stock.adobe.com

Adiestramiento

Este encantador peludo necesita un adiestramiento firme a la par que cariñoso. Su educación debe tener en cuenta las características típicas de los perros pastores, incluida su independencia. Así pues, no es de extrañar que solo reconozca a una persona asertiva como líder. El pastor de valée es demasiado listo para errores de adiestramiento. Además de enseñarle reglas claras, también hay que entretenerlo de manera acorde a su especie. Un perro pastor no estimulado se buscará las tareas por su cuenta, haciendo que todos los esfuerzos educativos se vayan a pique. Solo un pastor de valée equilibrado puede estar bien educado.

Alimentación

Elige un alimento acorde a la especie con abundante carne, que debe ser el primer ingrediente de la lista. No compres productos con cereales de mala calidad. Cuando el perro llegue a casa, es conveniente seguir dándole la comida que ya conoce. Si quieres cambiársela, hazlo paulatinamente para acostumbrarlo a la nueva poco a poco. Para ello, debes ir paso a paso. Mezcla cada día un poco más del nuevo alimento con el antiguo para acostumbrar al estómago a la nueva composición. Después de comer, deja que el perro descanse para prevenir una torsión gástrica. Mientras que los cachorros y las perras embarazadas deben comer tres o cuatro veces al día, un perro adulto tiene bastante con dos.

En comparación con las personas, los perros necesitan más calcio, pero este ya está incluido en los productos comerciales. Así pues, el mito de que los perros necesitan huesos no es cierto. Si quieres darle huesos, no se los des cocidos, ya que podrían astillarse. Una buena alternativa son los productos masticables secos, como las orejas de vacuno deshidratadas. Debido al opulento manto de pelo del pastor de valée, puede que te cueste distinguir el contorno de su cuerpo. Lo mejor es que lo peses regularmente para combatir las subidas y bajadas de peso a tiempo. En efecto, algunos son extremadamente buenos asimiladores de comida y engordan con facilidad. Los datos del fabricante son solo orientativos y hay que adaptarlos a la actividad y constitución del peludo.

Salud

El pastor polaco de las llanuras puede ser propenso a la displasia de cadera, Además, se observan más casos de atrofia progresiva de retina que en otras razas. Esta enfermedad puede conducir a la ceguera del perro. Asimismo, tiene una mayor predisposición a la enfermedad hereditaria ceroidolipofuscinosis. A la edad de unos dos años, aparecen problemas visuales que acaban provocando ceguera en los próximos veinticuatro meses. La causa es un daño en las neuronas que, además, ocasiona deterioros neurológicos que acaban matando al animal. Actualmente no existe ningún test genético para detectar esta enfermedad en esta raza. Por lo tanto, los criadores deben descartar a los animales afectados de la cría. No obstante, un pastor de valée sin predisposiciones genéticas es un perro robusto. Si se mantiene ágil, puede vivir unos catorce años.

Pelaje y cuidados

El pelo largo del pastor de valée requiere cuidados a fondo periódicos. Después de un paseo largo una vez por semana o cada dos semanas como máximo, planifica un rato sin interrupciones para hacerlo. Lo mejor es acostumbrarlo a este ritual desde pequeño para que aprenda a disfrutarlo. Para ello, limítate a cepillarlo unos minutos al día y acaba la sesión siempre con algo positivo. La manera más práctica es colocando al peludo de lado y cepillándolo mechón a mechón. También deberás eliminar los pelos largos de las orejas y cortarle los pelos entre las almohadillas. Esto es importante para que no se enreden.

La mayoría de estos perros se desgastan las uñas de forma natural. No obstante, inspecciónaselas regularmente y, si es necesario, ayúdalo con el cortaúñas. Si no estás seguro/a de cómo hacerlo, pídele al veterinario que te enseñe. También puedes pagar a la peluquería canina para que lo hagan por ti. Hay gente que baña a su perro cada equis semanas. Si utilizas un champú suave para perros, no hay nada que objetar. Además, puedes lavarle los dientes con pasta y cepillo especiales para perros. Esta es una buena manera de prevenir el sarro. Una última observación: aunque no pelecha mucho, el pelo que suelta basta para que sea necesario usar un rodillo quitapelusas constantemente.

Deporte

Este pastor tan robusto necesita mucho ejercicio al aire libre. Aquí puede cumplir sus tareas, haga el tiempo que haga, y dar paseos largos con su persona de referencia. Puedes acostumbrar al pastor de valée a correr junto a la bici o tras el caballo cuando sea adulto. Si tienes en cuenta su independencia, podéis disfrutar mucho con el agility o deportes caninos como el flyball o el dog dancing. A muchos les encantan los juegos de cobro, mientras que otros se aburren enseguida. Prueba a ver con qué os divertís más. Además, a este perro le gusta participar en las cuadrillas de perros de rescate.

pastor de valée

¿Encaja conmigo?

La simpatía y el aspecto encantador del pastor de valée enamoran a mucha gente. Sin embargo, este perro tan enérgico no es para todo el mundo. Los principiantes solo deberían considerar adoptarlo si están dispuestos a aprender y a asistir a una escuela canina. Las personas que prefieren conformarse con una vuelta a la manzana cuando cae llovizna tampoco son aptas para tenerlo. Asimismo, los fanáticos de la limpieza lo pasarán mal con este perro. En su pelaje se quedan enganchadas hojas y suciedad que traerá de los paseos a casa. Esta raza solo es apta para vivir en la ciudad hasta cierto punto. Aunque es capaz de adaptarse, necesita mucho espacio y, a ser posible, un jardín vallado que vigilar y donde retozar. Así pues, piensa muy bien en si puedes ofrecerle un hogar adecuado. Al fin y al cabo, estarás asumiendo una responsabilidad para toda su vida.

Además, puede llevarse muy bien con los niños. La condición es que él esté bien socializado y los niños hayan aprendido a tratar a los animales con respeto. De todos modos, los niños pequeños nunca deben quedarse solos con el perro sin supervisión. Además, el pastor de valée debe poder refugiarse cuando haya demasiado alboroto. También puede hacerse amigo de los gatos que vivan en casa.

Por otro lado, deberás tener claro quién se ocupará de él en vacaciones o si te lo llevarás contigo. Hoy en día, cada vez más hoteles admiten perros bien educados. Por ejemplo, el pastor polaco de las llanuras disfrutará un montón con unas vacaciones de senderismo. Antes de la llegada del perro, calcula los costes en los que incurrirás. Aparte del precio de compra a un criador serio o la cuota de adopción, cuenta con los gastos de equipamiento. Estos incluyen juguetes, correa, arnés, collar, camas, comederos, utensilios de cuidado y transportín. Además, no olvides los gastos corrientes de comida, seguro de responsabilidad civil y veterinario. En caso de enfermedad, estos últimos pueden dispararse. Por lo tanto, conviene que dispongas de un colchón financiero por si acaso.

¿Dónde puedo encontrarlo?

Cuando compres este perro, asegúrate de que el criador pertenezca a una asociación y trabaje con pedigrí. Además, debe responder a tus preguntas sobre sus objetivos de cría y su prevención sanitaria. Debes poder visitarlo en su casa y conocer a los cachorros en el entorno de sus primeras semanas de vida. Los padres y los cachorros deben tener dar una impresión saludable y abierta. Confía en la valoración del criador sobre qué cachorro encaja mejor contigo y tu situación vital. Es posible que el cachorro ideal para ti esté haciendo una siesta cuando vayas y se te pase por alto. Aléjate de los criadores ilegales que no se preocupan por el bienestar de los animales, sino por el dinero rápido. Estos perros suelen tener defectos genéticos y déficits sociales por una impronta deficiente y descuidada. Además, no tendrás ninguna garantía de que te den un pastor de valée auténtico.

Si quieres ofrecerle un nuevo hogar a un perro mayor, puedes buscar en internet. Actualmente, hay organizaciones animalistas en muchos países dedicadas a la adopción de perros pastores. Incluso hay algunas especializadas en el pastor de valée. Aquí te ofrecerán asesoramiento y la preciosa oportunidad de darle un nuevo hogar a un perro adulto. Estos perros de segunda mano suelen tener una personalidad ya formada, lo que puede hacer la experiencia muy interesante. Sé honesto/a sobre tu experiencia en perros y tu situación vital. De este modo, la asociación podrá valorar hasta qué punto podéis encajar el perro y tú.

Nuestros artículos más útiles
7 min

Golden retriever

El golden retriever es una de las razas más populares, sobre todo para familias. Pero su capacidad de aprender no es la única cualidad que lo caracteriza. En este artículo aprenderás todo lo que hay que saber sobre el golden retriever.

9 min

Pinscher miniatura

¿Un pinscher en formato mini? No te dejes engañar. El pinscher miniatura es todo un hombrecito. Si estás buscando un perrito faldero dulce y tranquilo, el pinscher miniatura no es para ti. A pesar de su tamaño, tiene una gran necesidad de hacer deporte y moverse, y lleva a su cuidador siempre al trote.

11 min

Labrador retriever

Complaciente, amigo de los humanos y robusto: el labrador retriever es un popular perro familiar de tamaño mediano que, por sus orígenes como perro de trabajo, necesita estimular la mente y el cuerpo.