5 buenos motivos para adoptar un perro adulto

adoptar un perro adulto

Adoptar un perro adulto tiene muchas ventajas.

Seamos sinceros: cualquiera a quien que le gusten los perros sueña con un precioso cachorrito. Los perros adultos, como los de la protectora, suelen tener menos probabilidades de que los adopten. Y es una pena, porque adoptar un perro adulto tiene muchas ventajas. Te las explicamos en este artículo.

La certeza de la compra

Cuando compras un cachorro, debes informarte ampliamente sobre los padres y abuelos del perro. Solo así puedes hacerte una idea del carácter que tendrá, lo activo que será y, sobre todo, si estará sano. Aun así, por mucho que te estudies la tabla genealógica, te informes sobre las características típicas de la raza e interrogues al criador, el resto es incierto.

En cambio, los perros adultos apenas cambian más porque su carácter suele estar ya consolidado. Tampoco debes temer sorpresas en cuanto al físico del peludo. Antes de adoptarlo, ya ves si es muy activo, si tiene tendencia al sobrepeso o si ha desarrollado problemas articulares.

Lógicamente, conviene que te informes sobre el pasado del perro en la medida de lo posible. Además, con un poco de sensibilidad, ya puedes observar en vivo y en directo las tendencias, particularidades y preferencias de tu futuro compañero, y prepararte en consecuencia.

Conocimiento consolidado de las normas

En general, un perro adulto ya ha aprendido las normas más importantes de convivencia con las personas. Hace sus necesidades en la calle, sabe que hay horarios fijos para comer y respeta el reposo nocturno. Con suerte, habrá interiorizado las bases del adiestramiento canino y responderá a las órdenes básicas, como siéntate, túmbate o aquí.

Mucha gente tiene miedo de que su futuro perro mayor sea difícil de adiestrar y tenga arraigadas malas costumbres. Puede que justamente por eso haya acabado en la protectora. Sin embargo, esto carece de fundamento en la mayoría de casos.

Claro que hay casos en que los cuidadores anteriores se sintieron sobrepasados y lo dieron en adopción por mal comportamiento. Sin embargo, la mayoría de perros adultos de la protectora se entregaron por cambios en la vida privada o profesional.

kilos gratis

Perros adultos: agradecidos y ávidos de aprender

Está claro que a un perro adulto hay que seguir educándolo. Ni el mejor adiestramiento del cachorro sirve para nada si no se continúa y mantiene después. Hay perros que enseguida se dan cuenta de que su cuidador se ha vuelto descuidado y aprovechan estas debilidades descaradamente.

Avidez de aprendizaje de los perros adultos

En cualquier caso, al adoptar un perro mayor se necesitan ciertos conocimientos de adiestramiento canino. Concretamente, si ya se han arraigado malas costumbres, se requiere perseverancia y paciencia para quitárselas.

Sin embargo, el adiestramiento de un perro adulto no tiene por qué ser más difícil que el de un cachorro. Lo bueno es que los perros siempre aprenden cosas nuevas. Son capaces de adquirir órdenes, normas y ciertos comportamientos hasta edades avanzadas.

Es frecuente que los perros adultos tengan muchas ganas de aprender. Además, son más tranquilos y calmados, y se distraen menos que los cachorros. Esto también se demuestra en el adiestramiento. Mientras que los perros jóvenes enseguida se agobian, los adultos tienen un margen de atención mucho mayor.

Gratitud

Además, los perros adultos rescatados de las protectoras, por ejemplo, son animales muy agradecidos. Saben que todo te lo deben a ti y harán lo que sea para agradarte.

Esta gratitud por la nueva oportunidad que les has brindado te la mostrarán día a día.

adoptar un perro adulto
Los perros adultos suelen dominar ya las órdenes básicas.

El valor de no hacer nada

Los cachorros pueden retozar y jugar sin parar, y nunca tienen suficiente. En cambio, un perro mayor sabe valorar los ratos de descanso. Le gusta hacer sus siestas en su camita y no se altera si tienes que dejarlo un rato solo. También se conforma con paseos cortos y no necesita salidas a lo grande todos los días.

Lógicamente, la cantidad de ejercicio y entretenimiento que necesita depende del perro. Las razas de trabajo y servicio siguen siendo activas toda la vida y, aun a edades avanzadas, necesitan tareas significativas.

Sin embargo, incluso el peludo más deportista aprende a disfrutar del descanso con el paso de los años. Al fin y al cabo, esto le permite cargar las pilas para el próximo paseo con su cuidador/a.

adoptar un perro adulto
Los perros mayores siguen siendo activos y juguetones.

Ahorro de dinero

En el mejor de los casos, al adoptar un perro adulto, este ya estará vacunado, desparasitado y dotado del chip. Además, muchos perros mayores están castrados. Las caras facturas veterinarias de la inmunización básica o la castración te las sueles ahorrar al adoptar un perro mayor.

Por otra parte, por adoptar un perro adulto de la protectora normalmente solo se paga una pequeña tasa. Incluso aunque compres un perro adulto a un criador, el precio de compra siempre será más bajo que el de un cachorro de pura raza.

El aspecto de la salud

Lógicamente, es posible que tu perro se ponga enfermo de mayor y tengas que pagar facturas veterinarias. Sin embargo, estos gastos te llegarán tarde o temprano si compras un cachorro. Dale una alimentación adaptada a sus necesidades, hazle chequeos periódicos, ponle las vacunas necesarias y ofrécele una tenencia y cuidados acordes a la especie. Así, podrás prevenir muchas enfermedades o, como mínimo, detectarlas a tiempo.

Si vas a adoptar un perro adulto, infórmate sobre si tiene dolencias o si se conocen enfermedades en su familia. La ventaja de adoptar un perro adulto es que ves lo que te llevas y puedes prepararte para posibles problemas.

¿Necesitas más motivos?

Adoptar un perro adulto significa saber con quién te comprometes, es decir, no comprar a ciegas.

Además, el trabajo que conlleva comprar un cachorro te lo ahorras al adoptar un perro mayor. A los que no pueden dedicar varias horas al día al adiestramiento del cachorro les conviene más un perro adulto.

Aunque poco a poco se le ponga gris el morro y camine más lento, la gratitud y el amor del perro al que le des un nuevo hogar y una segunda oportunidad disiparán las últimas dudas sobre si adoptar un perro adulto.

Nuestros artículos más útiles
6 min

¿Cómo saber si mi perro es feliz? 10 signos de felicidad canina

¿Cómo puedo estar seguro de que mi perro es feliz? ¿Lo estoy haciendo bien y le estoy dando una vida con la que esté satisfecha? Todos nos hemos planteado estas preguntas alguna vez. La probabilidad de que tu peludo sea feliz es bastante alta, si disfruta de su tiempo. Puedes conseguir esto haciendo actividades con él como jugar o practicar deporte. Además —y esto no nos cansaremos de recordarlo—, es importante que le des comida de calidad, para que tenga una buena salud física y mental, que le hará estar de buen humor. Hoy se sabe también que la felicidad de los perros está muy ligada a sus hormonas.
7 min

Adoptar un perro: ¿macho o hembra?

Lo tienes claro: quieres adoptar un can. Pero aún no has decidido si quieres un perro macho o hembra. Muchas personas que adoptan un animal por primera vez tienen esta duda. Te damos consejos para que te resulte más fácil tomar esta decisión.

5 min

Tener dos perros o más: así funciona

Mucha gente acaricia la idea de tener un segundo o tercer perro. Las ventajas de tener dos perros o más son evidentes: el peludo siempre tiene alguien con quien jugar y los perros inseguros pueden guiarse por su amigo.