Terranova

Terranova

Es fuerte como un oso y nada como un pez: el terranova no puede negar su pasado como perro de trabajo que ayudaba a los pescadores a sacar las redes y barcas del agua. Ha conservado su fuerza, aguante, resistencia a la intemperie y pasión por la natación hasta la actualidad, aunque ahora sea popular en todo el mundo como perro familiar.

Historia

La fuerza y la resistencia ya caracterizaban a los antepasados del perro terranova. Su lugar de origen, al que debe su nombre, es la isla canadiense del Atlántico Terranova. Estos perros resistentes a la intemperie, con su imponente estatura y su marcada pasión por el agua, ayudaban a los pescadores y navegantes en su trabajo diario. Ni siquiera las condiciones extremas, las tormentas, la nieve ni el frío podían con estos perros. Eran perros de tiro y agua que ayudaban a arrastrar cargas pesadas, p. ej., sacando las redes y barcas del agua. Estos fuertes perros, amantes del agua, se lanzaban incansables contra las olas. Por eso, se granjearon un nombre como perros de trabajo excelentes más allá de las fronteras de Terranova.

Aunque las raíces exactas de esta raza no están claras, se sospecha que surgió de cruces entre perros de los primeros pescadores europeos y de los pueblos indígenas canadienses, los micmac y los beothuk. El tipo isleño original de los indígenas de Terranova se mezcló con diferentes perros europeos que trajeron los navegantes y colonos europeos a la isla. El denso subpelo del terranova sugiere que los perros de trineo árticos, como el perro polar de los innu y los inuit, también debieron de participar en el origen de la raza. Actualmente se ha abandonado la teoría de que el gran perro-oso negro, introducido por los vikingos allá por el año 1100, participó en la creación del terranova.

Perros de trabajo y rescate

Los perros denominados terranova por primera vez en la historia en el siglo XVIII fueron los cruces blanquinegros (y, menos frecuentemente, marrones) entre los perros de los indígenas y los navegantes europeos. En el diario de un capitán inglés llamado Cartwright se designa a este perro por primera vez como Newfoundland dog. Su buena fama como perro de rescate y trabajo pronto llegó a Europa y despertó el interés de la clase media y alta inglesa y francesa en el siglo XIX. Las leyendas heroicas sobre el perro de rescate acuático terranova, al que tantos navegantes debían su vida, condujo a que se extendiera en Europa como perro de lujo.

Estos impresionantes perros se exhibieron por primera vez en 1860, en la ciudad británica de Birmingham. Quince años después, el kennel club inglés empezó a llevar el libro genealógico del terranova. En 1886 se fundó el The Newfoundland Club en Inglaterra, una de las asociaciones inglesas más antiguas y la primera dedicada a la cría de la raza terranova.

ARTICLE BANNER CUPONES

Aspecto

Teniendo en cuenta su pelo denso e hidrófugo con suave subpelo, no es de extrañar su aversión por la luz solar excesiva y su amor por el agua. El pelo, que hace que su musculoso cuerpo parezca aún más voluminoso, está permitido en tres colores según la FCI: negro, blanco-negro y marrón.

El tono negro, que debe ser lo más uniforme posible, es el más común. No obstante, históricamente hablando, la variante blanquinegra es muy importante y, además, contribuyó a la creación del landseer. En el estándar de la FCI se prefieren los terranova con cabeza negra y lucero blanco, silla negra con marcas uniformes y grupa negra. El resto del pelo debe ser blanco con un moteado mínimo. El tono marrón, que no corresponde al estándar en Canadá, va desde el chocolate hasta un castaño casi bronceado. Se permiten marcas blancas en el pecho, los dedos y la punta de la cola en perros negros o marrones.

En EE. UU. también se admite el color gris. Sin embargo, este color no se permite aquí porque en estas variantes puede producirse el síndrome del perro azul, que puede provocar caída del pelo.

La capa exterior, moderadamente larga y recta (se permite una ligera onda), es común a todas las variantes cromáticas. Esta se combina con un subpelo grueso, pero suave, que es más denso en invierno que en verano. El pelo de la cabeza, el hocico y las orejas es corto y fino. No obstante, es largo y denso en las patas delanteras y traseras, y en la cola.

Tamaño

El aspecto osuno del terranova no solo se debe a su denso pelaje, sino también a su tamaño y peso. Los machos adultos presentan una altura de cruz media de 71 cm y las perras, de 66 cm. El cuerpo de ellas es algo más largo y, por tanto, menos macizo que el de los machos. Aun así, las hembras pesan unos 54 kg. En los machos, el peso medio ronda la impresionante cifra de 68 kg.

Terranova

Carácter

El perro terranova es un bendito: siempre sereno, pacífico y gentil. Su mirada bondadosa a través de sus fieles ojos oscuros ya revela su carácter benévolo y apacible. Gracias a estas características, este manso gigante es un perro ideal para familias. Los niños, en particular, entablan una relación muy estrecha con el terranova. Cuando trata con niños, no solo impresiona su carácter juguetón, sino, sobre todo, su respeto y paciencia. Pero también se muestra muy apegado y fiel con los demás miembros de la familia. Necesita un contacto íntimo con sus humanos y le encanta estar en todas partes. Disfruta enormemente del cariño y las caricias que le regalan sus seres queridos.

Manso, pero protector

Pese a su fuerza y tamaño, es tan manso y le cuesta tanto alterarse que es bienvenido en todas partes. No se muestra hostil ni agresivo ni siquiera con los desconocidos. Este perro osuno no ataca ni muerde y solo ladra en raras ocasiones. Al fin y al cabo, con su aspecto imponente no le hacen falta estos comportamientos. Sin embargo, si se avecina un peligro, no duda en proteger a los suyos y, si es necesario, defenderlos.

Este pacífico perro no es apto para una formación como perro guardián, pero su capacidad de actuar de forma autónoma en situaciones de emergencia y su valentía lo convierten un protector de confianza. Junto con su amor por el agua, que conserva hasta hoy, es un perro de rescate excelente muy utilizado en el salvamento acuático. Este antiguo perro costero está en su salsa en el agua. Le encanta nadar y se lanza contra cualquier tipo de ola sin miedo. Es casi imposible pasar por un cuerpo de agua con un terranova sin que se dé un bañito. El ejercicio al aire libre y las ocasiones para nadar son imprescindibles para este perro tan vivaz. Ni siquiera las temperaturas gélidas, la lluvia ni el viento pueden con su pelo de oso. En cambio, prefiere evitar el sol y busca la sombra en los meses de verano.

Cría y salud

Aunque es indiscutible que la patria del terranova es Canadá, Inglaterra se considera el país fundador de la noble raza. Y es que es aquí donde se definió el estándar de la raza y empezó la cría selectiva del terranova. En el estándar internacional de la FCI, el terranova figura con el número 50, en el grupo 2 (perros tipo pinscher y schnauzer, molosoides, perros tipo montaña y boyeros suizos), sección 2.2 (molosoides, tipo montaña).

Comprar o adoptar un terranova

Si quieres un terranova, acude a un criador serio cuya cría cumpla las estrictas normas del estándar de la FCI. Solo así se puede garantizar que la noble raza conserve su pureza y salud.

Una atención veterinaria exhaustiva, exámenes para detectar posibles enfermedades hereditarias en los padres y hermanos, la administración de las vacunas recomendadas, una alimentación acorde a la especie y una buena socialización de los cachorros son solo algunas tareas que debe llevar a cabo un criador profesional en la cría de sus cachorros. Sobra decir que un cachorro tan examinado y protegido no se puede comprar a precio de ganga. Aunque los precios pueden variar en función del criador y los apareamientos, calcula como mínimo 1000-1500 euros por un cachorro sano con documentación.

También puede valer la pena una visita a una protectora de animales. Aquí siempre hay algún terranova cuyo antiguo cuidador ya no podía tener un perro tan grande por motivos laborales o personales. A veces, una mezcla también puede ser una buena opción. La herencia del perro terranova se suele ver en los cruces enseguida. Con un poco de suerte, tendrá el carácter bondadoso del terranova sin su predisposición a ciertas enfermedades hereditarias.

Enfermedades típicas de la raza

Y es que, a pesar de todas las precauciones del criador y el veterinario, la tendencia a una serie de enfermedades típicas de la raza es inevitable. Como la mayoría de perros grandes y de crecimiento rápido, algunos terranova tienen problemas articulares, especialmente en caderas y codos. También son frecuentes otras enfermedades ortopédicas, como la rotura del ligamento cruzado, la miocardiopatía dilatada y el cáncer de huesos.

Aunque no se pueden descartar estas enfermedades, eligiendo a un criador serio, con una tenencia y cuidados adecuados y una alimentación acorde a la especie, el riesgo se reduce. Además de darte consejos sobre la tenencia, los cuidados y el adiestramiento, el criador te ofrecerá un plan nutricional para el cachorro, que deberás seguir a rajatabla. Dado que los cambios de comida pueden provocar problemas de digestión, hazlos siempre paulatinamente. Además, es indispensable para su salud que lo lleves regularmente al veterinario y seas cuidadoso con la inmunización básica.

Terranova

Alimentación

En general, los perros necesitan una alimentación rica en proteínas. La fuente de proteínas más importante es la carne, que debe constituir alrededor del 70 % de la comida. Puedes dársela en forma de piensocomida húmeda de buena calidad. También puedes seguir el método BARF/ACBA (alimentos crudos biológicamente apropiados). Se trata de alimentar al perro como en sus orígenes con carne cruda, vísceras, verduras y suplementos de vitaminas y minerales. Así, se imita la dieta del depredador original. Los principiantes deben informarse en profundidad sobre este método de alimentación de antemano. Se deben conocer las necesidades nutricionales exactas del perro para calcular la composición y la cantidad de la comida. De lo contrario, el animal podría tener déficits perjudiciales para su salud. Si tienes dudas, es aconsejable acudir a un veterinario de confianza.

Además de la carne, el perro debe ingerir fruta y verdura en una proporción total del 20-30 % para garantizar el aporte de vitaminas y oligoelementos. Los cereales deben estar presentes en cantidades mínimas en el alimento. Además, asegúrate de que tu perro tenga siempre agua fresca a su disposición.

Hogar y cuidados

En general, la raza terranova es muy robusta. Por mal tiempo que haga, estos perros pueden y quieren salir al exterior. La lluvia, el frío y el viento no les amargan el día. Eso sí, al terranova no le gusta demasiado el sol, ya que, históricamente, está acostumbrado al clima riguroso de Canadá.

Su pelaje grueso, que lo protege a la perfección del agua y el viento, requiere extensos cuidados. No te pueden faltar los cepillos especiales para cepillarlo a diario. Es mejor que no uses peines, ya que estos arrancan los pelos, aunque estén sanos, y le puedes hacer daño. Los ojos y las orejas también requieren cuidados regulares. Para la limpieza dental, suelen bastar los huesos para masticar.

Si vas a comprar este perro, debes ser consciente de lo laboriosos que son los cuidados de un perro tan grande y peludo. La gente que valora mucho la limpieza quizá debería pensárselo dos veces antes de comprar esta bola de pelo. Además, hay que satisfacer su necesidad de ejercicio al aire libre y su pasión por la natación. Un terreno grande en la naturaleza con jardín propio que esté cerca de un lago en el que pueda bañarse es un paraíso para el terranova. Desde luego, no es apto para vivir en la ciudad. No son tanto los paseos largos lo que necesita. Para ser feliz, necesita más bien la oportunidad de nadar. Una excursión a un lago o unas vacaciones en la costa (cerca de una playa para perros) deben entrar en tus planes.

Por eso, el terranova es ideal para familias activas y dinámicas que quieran llevarse a su peludo en sus aventuras. Porque a su amor por el agua le sigue de cerca el amor por su gente.

Nuestros artículos más útiles
11 min

Golden retriever

El golden retriever es un perro familiar de tamaño mediano y al que le encantan los niños: muy cercano a las personas y dócil, pero también requiere de cuidados del pelaje y muchas salidas al exterior.
11 min

Labrador retriever

Complaciente, amigo de los humanos y robusto: el labrador retriever es un popular perro familiar de tamaño mediano que, por sus orígenes como perro de trabajo, necesita estimular la mente y el cuerpo.
11 min

Pinscher miniatura

¿Un pinscher en formato mini? ¡No nos engañemos! El pinscher miniatura ―también conocido como pinscher mini, pin min, pinscher enano o Zwergpinscher― es un «gran» perro. Quien desee un adorable y tierno perrito faldero se equivoca con el pinscher mini. A pesar de su tamaño, a este perro familiar tan despierto le encanta la actividad y el deporte y, en muchos sentidos, mantendrá a sus dueños muy ocupados.