Gatos y luna llena: ¿cómo les afecta?

Gatos y luna llena

Aún no se ha estudiado suficiente por qué los gatos se comportan de manera extraña con luna llena.

Por la noche, todos los gatos son pardos. Excepto, claro está, que la luna esté llena y redonda en el cielo. En ese caso, se arma la marimorena. Los gatos maúllan, cazan y, por qué no, se aparean. Mucha gente se ha dado cuenta de que algo pasa con la combinación de gatos y luna llena, pero ¿qué dice la ciencia?

Los efectos de la luna en las personas y los animales

Siempre se ha atribuido a la luna un efecto mágico en los seres vivos. La leyenda dice que algunas personas se convierten en hombres o mujeres lobo en noches de luna llena.

Sin embargo, también conocemos consecuencias menos fantasiosas de la luna llena. Hay personas que se vuelven sonámbulas y otras no pueden dormir cuando la luna brilla por la ventana.

No obstante, no se puede afirmar categóricamente que la luna tenga la culpa de esto. Sin duda, este satélite influye en nuestros planetas enormemente. De hecho, mueve océanos y genera mareas.

¿La luna tiene poder sobre los gatos?

Teniendo en cuenta esto, sería raro pensar que el mundo felino se libra de los efectos de la luna llena. No obstante, los estudios que se han hecho hasta ahora sobre gatos y luna llena son más bien escasos. Los investigadores aún no han realizado ninguna labor científica relevante en este sentido.

La escuela de medicina veterinaria de la Universidad de Colorado es la excepción. Un estudio demostró que los gatos tienen un treinta por ciento más de probabilidad de herirse con luna llena. En este periodo llegan más gatos a las urgencias veterinarias. No obstante, los investigadores no dieron con el motivo.

¿Por qué los gatos se comportan de forma extraña con luna llena?

Solo podemos especular sobre por qué los gatos tienden más a lastimarse con luna llena. Es posible que estén más activos estos días porque hay más luz. Según esta teoría, la luna llena afectaría al ritmo circadiano del gato con su luz e influencia en la gravedad.

Este ritmo diario organiza el comportamiento a lo largo de 24 horas: cuándo se descansa, se come y se juega. El ritmo circadiano incluye cambios en la temperatura corporal, las hormonas, la frecuencia cardíaca y otros parámetros físicos.

Aunque los gatos son animales domesticados, viven al ritmo de la naturaleza. Puede que esta susceptibilidad a los ritmos lunares sea el motivo de su comportamiento con luna llena.

La influencia de la luna en los animales

Es cierto que disponemos de pocos resultados de investigación contundentes sobre gatos y luna llena. No obstante, la ciencia al menos ha confirmado un efecto general de la luna en los animales.

Los estudios afirman que algunas especies de insectos cambian su comportamiento de vuelo según la fase lunar. Además, hay habitantes del mar de Frisia que alteran su modo de vida radicalmente según la luna. Los animales marinos se aparean mucho más en noches de luna llena que en noches normales.

Aumento de los mordiscos según estudios

En el año 2000 se llevó a cabo un pequeño estudio en Inglaterra. Los responsables querían averiguar si la luna influía en el comportamiento de los animales y cómo. Para ello, evaluaron datos de entre 1997 y 1999.

El resultado fue pasmoso: en las fases de luna llena de estos años hubo muchos más pacientes con heridas de mordisco de animales. La cifra aumentaba continuamente unos días antes de la luna llena, culminaba la noche de luna llena y disminuía los días siguientes hasta el nivel normal.

Gatos y luna llena: lo que observamos nosotros

La pregunta del millón es: ¿estas observaciones científicas son transferibles a los gatos? Si le preguntas a gente con experiencia en gatos, su opinión está clara. Existen numerosos testimonios de cambios de conducta en gatos con luna llena.

Más activos con luna llena

Apenas sale la luna en todo su esplendor, los gatos están mucho más activos que otras noches del ciclo lunar. Esto puede reflejarse en más ganas de jugar.

Así pues, muchos gatos corretean más, descansan menos y no paran de saltar, cazar y arañar. En general, están más despiertos, interesados y, en algunos casos, agresivos.

Gatos y luna llena: toda la noche fuera

Llama mucho la atención que los gatos de exterior pasan más tiempo fuera en noches de luna llena. No vuelven a casa hasta primera hora de la mañana. A juzgar por las heridas, no evitan ni una sola pelea territorial. En esta época del mes, estas peleas son más frecuentes, con las consiguientes heridas, y dejan huella en los gatos.

A veces se pueden oír estas riñas. Todos lo hemos oído alguna vez: cuando se encuentran gatos rivales en las urbanizaciones, se gritan mutuamente.

El desagradable quejido de un gato parece un bebé llorando y es desgarrador. La próxima vez que oigas estos ruidos, fíjate en si hay luna llena. Así, sabrás si se trata de dos gatos afectados por la luna.

Por cierto, a los perros también les afecta la luna llena. Así pues, es posible que oigas algún perro aullándole a la luna.

Más celo en gatas con luna llena

También cabe mencionar que los gatos y las gatas muestran un mayor impulso sexual en fases de luna llena. El celo empuja a las gatas a buscar a un compañero para el apareamiento.

Es muy frecuente que las gatas no castradas se queden embarazadas con luna llena. ¿No quieres tener gatitos? En ese caso, ten mucho cuidado y no dejes salir a tu gata o infórmate sobre la castración.

Gatos y luna llena: época de comunicación

Hay gatos que hablan mucho de por sí y otros que son más bien callados. Sin embargo, podrás observar cómo aumenta su locuacidad cuando hay luna llena.

En este periodo, se pasan el día maullando. Por la noche, esto se convierte en un auténtico concierto e incluso incita a otros gatos. Así, se crea un fenómeno grupal donde los gatos organizan un teatro de gritos y despiertan a todo el vecindario.

Gatos y luna llena: cosas a tener en cuenta

No todos los gatos son sensibles a la sugestión de la luna llena. Las personas cuyo gato no se vuelve adicto a la luna no tienen que hacer nada.

No obstante, si observas que tu gato reacciona a ella, adapta tu comportamiento a la situación estos días. Aquí van unos consejos sobre gatos y luna llena:

  • Dale a tu gato el espacio que necesita estos días y déjalo tranquilo.
  • Si es de exterior, examínalo con frecuencia. Si observas un mayor número de heridas, déjalo en casa en noches de luna llena.
  • Ponle las vacunas Si se pelea, puede herirse e infectarse. Pídele consejo al veterinario.
  • Si tu gato de interior está intranquilo cuando hay luna llena, oscurece las estancias con persianas y cortinas. A muchos gatos los calma la ausencia de luna.
Nuestros artículos más útiles
6 min

¿Mi gato es feliz?

Cuando queremos a alguien deseamos que sea feliz y hacemos lo que está en nuestras manos para alimentar la felicidad de esa persona. Lo mismo sucede con nuestros fieles bigotudos, con los que compartimos el día a día. Al fin y al cabo, ellos también nos hacen felices a nosotros. Puedes estar seguro de lo siguiente: si le proporcionas a tu adorado minino una vida adecuada, conforme a su naturaleza y necesidades, estás haciendo un gato feliz. Esto incluye entretenimiento adecuado con juguetes idóneos, correspondientes a la inteligencia de la respectiva raza o naturaleza del gato en sí. Asimismo, una alimentación de buena calidad es muy importante Para tener un gato feliz también se necesita un rascador para que afile sus uñas y pueda marcar su territorio, así como uno o varios lugares para retirarse como una cueva para gatos. También las salidas diarias aportan bienestar al animal, según la raza o la naturaleza, el felino necesita de más o de menos salidas. ¡Y algo que da un extra de felicidad a la mayoría de los mininos son los mimos! Si le das todo esto a tu bigotudo estás bien encaminado para que este esté muy bien. Para tener más claridad sobre si tu felino es feliz le hemos preguntado a varios susurradores de gatos cualificados sobre cuáles son los signos de felicidad de nuestros gatitos. Las respuestas son las siguientes:
4 min

¿Es bueno dormir con el gato?

«Mi gato duerme conmigo. ¿Es malo?». Las opiniones sobre si es malo dormir con gatos son muy variadas. En este artículo analizamos los pros y los contras. Estos te ayudarán a reflexionar sobre qué punto de vista te convence más y a decidir si dormir con el gato o no.

5 min

Tipos de arena para gatos

Lo primordial para que tu minino se sienta cómodo y decida usar su arenero es la arena para gatos. A continuación, descubrirás los diferentes tipos de arena para gatos y sus ventajas e inconvenientes.