03 Julio 2019

¿Perro de raza o mestizo?

Perro de raza o mestizo

La decisión está tomada: quieres que un perro forme parte de tu familia. Ahora es cuando comienza lo más difícil, pues quieres que el nuevo miembro familiar venga a casa lo antes posible. Además, quieres tener todo preparado para la llegada de tu nuevo amigo canino. Pero ¿dónde puedes encontrar un perro, en una protectora de animales o en un criadero? ¿Quieres que tu peludo sea de raza o no necesitas ningún documento para tu perro de familia?

Aspecto

Los perros de raza pueden asignarse claramente a una raza. Cumplen con las indicaciones de la raza, suelen tener pedigrí o incluso se emplean para la cría. Los perros mestizos son una mezcla de varias razas diferentes, que no siempre son fáciles de determinar: tu can puede parecerse a un labrador, pero tener la constitución de un braco de Weimar.

Al final es cuestión de gustos si quieres que tu perro sea de raza o prefieres un mestizo. ¡Sobre gustos no hay nada escrito!

Carácter

El aspecto no es lo único que la forma de reproducción determina. El carácter es diferente en cada tipo específico de perro. A esto se le suman las condiciones de crianza: los perros de raza suelen crecer en el hogar del criador. Los criadores de confianza se ocupan de que sus crías crezcan en el entorno familiar.  Se aseguran de que se le haga frecuentes revisiones de salud, una buena alimentación y observan con detalle el comportamiento de sus canes. Suelen estar encantados de aconsejar y apoyar al comprador. Si te decides por un perro de raza sabrás de antemano lo que vas a tener: el comportamiento de un perro san bernardo se diferencia mucho del de un husky y un perro salchicha tiene cualidades muy diferentes a las de un pastor ovejero australiano. Sobre todo, si adquieres a tu peludo directamente del criadero, donde incluso es posible que conozcas a sus progenitores y hermanos.

Si te decides por un perro de raza mixta no tendrás esa seguridad que da el estándar de una raza. Tampoco es fácil averiguar las condiciones de crianza del can, a menudo ni él mismo conoce a sus padres. Por lo tanto, un pequeño perro mestizo es como un huevo Kinder, en lo que se refiere a comportamiento y aspecto. Sin embargo, al adoptar a un perro de una protectora de animales los cuidadores te pueden informar sobre su experiencia con el peludo.

Salud

Las razas de perro surgen a través de una selección específica de animales con unas cualidades determinadas. Esto reduce el patrimonio genético de la raza y puede llevar a enfermedades hereditarias y otros problemas de salud en perros de raza pura. Las patologías de la columna vertebral en la raza teckel son un ejemplo de ello. Muchas razas pequeñas son propensas a padecer de colapso traqueal. Los pastores alemanes tienen una inclinación a sufrir displasia de cadera.

Los perros mestizos no suelen mostrar una clara predisposición hacia las enfermedades hereditarias. Esto no quiere decir que los canes sin pedigrí sean siempre sanos. Dependiendo de las razas que estén en su linaje puede tener algunas enfermedades relacionadas con ellas.

También debes recordar que los peludos de un criadero suelen estar familiarizados con el veterinario y tienen la cartilla de vacunación en regla. Otro factor importante para que un pequeño y patoso cachorro se convierta en un perro adulto es la comida adecuada. Esto no resulta tan fácil en los perros mezclados, pues la historia familiar y las condiciones de cría suelen ser difíciles de conocer.

Precio

Si quieres un perro con pedigrí vas a tener que pagar un alto precio por él. Los cachorros de raza pueden llegar a costar hasta varios miles de euros. La cría de un perro tiene muchos costes y el precio de compra es elevado, a diferencia de lo que sucede con la pequeña cantidad que se paga al adoptar de una protectora de animales, una tarifa que apenas cubre los costes incurridos. Recuerda que los verdaderos gastos comienzan después de adquirir a tu nuevo amigo canino: la escuela para perros, el veterinario, la comida y el seguro cuestan dinero, ¡y eso a lo largo de toda la vida del can!

Tomar una decisión

Perro de raza o mestizo, ¿qué será? Esta pregunta no es fácil de responder. Cada una de las opciones tiene sus ventajas e inconvenientes y a menudo es el instinto el que decide: «¡Este es el perro perfecto para nuestra familia!»

Artículos más leídos

La llegada de un cachorro: consejos y equipamiento

¿Has decidido dar la bienvenida a una nueva mascota? ¡Enhorabuena! Antes de su llegada a casa debes tenerlo ya todo preparado para propiciar un comienzo agradable. Además de contar con las correspondientes nociones sobre el adiestramiento canino y su manutención adecuada, también es necesario conocer el equipamiento básico para la convivencia con perros. En particular, los primerizos en el mundo de los canes pueden aprovechar la espera de la llegada de los cachorros para informarse sobre todo lo que necesitan para garantizar su completo bienestar en el futuro hogar. Consigue los accesorios básicos con antelación para estar perfectamente equipado para la etapa tan emocionante que os espera. A continuación, te proponemos una serie de consejos sobre el equipamiento para tu cachorro.

Tener dos perros en casa

A diferencia de los conejos o de los loros, los perros no tienen por qué tener necesariamente un compañero de su misma especie, pues tú ya eres su principal apoyo. No obstante, es cierto que muchos adoran convivir con otro perro o incluso con varios. La ventaja de tener más de un can en la familia es evidente: tu peludo siempre tendrá a alguien con quien jugar. Si están bien educados, pasear dos perros no supone un problema ni tampoco su alimentación ni sus cuidados. Sigue leyendo para saber los pros y los contras de tener dos perros y la mejor manera de crear una buena relación entre ellos.

¿Cómo saber si mi perro es feliz? 10 signos de felicidad canina

¿Cómo puedo estar seguro de que mi perro está satisfecho? ¿Lo estoy haciendo bien y le estoy dando una vida que le haga completamente feliz? Todos nos hemos planteado estas preguntas alguna vez. La probabilidad de que tu peludo sea feliz es bastante alta, si disfruta de su tiempo. Puedes conseguir esto haciendo actividades con él como jugar o practicar deporte. Además —y esto no nos cansaremos de recordarlo—, es importante que le des comida de calidad, para que tenga una buena salud física y mental, que le hará estar de buen humor. Hoy se sabe también que la felicidad de los perros está muy ligada a sus hormonas.