Pez payaso

Pez payaso

Se denomina pez payaso a dos de las especies más famosas del género Amphiprion (peces anémona): el verdadero pez payaso (Amphiprion percula) y el pez payaso común o falso pez percula (Amphiprion ocellaris). En el lenguaje común, a menudo se denomina pez payaso a todo el género de peces anémona. Es un pez de agua salada natural del oeste del océano Pacífico y el océano Índico. No es una especie en peligro de extinción.

¿Cómo son los peces anémona?

Los peces anémona miden de siete a 15 cm de largo, que es hasta 2,5 veces más que su altura corporal. En función de la especie, el pez anémona puede presentar un color negruzco, naranja, amarillento o rojizo. Algunos tienen manchas o rayas.

El pez payaso común se distingue por su color naranja luminoso y tres rayas transversales blancas. Además, la raya del medio presenta una protuberancia hacia delante. El verdadero pez payaso se reconoce porque, además del color rojo anaranjado y las rayas blancas, presenta rayas negras finísimas que delimitan claramente las rayas blancas. Las dos especies tienen las aletas bordeadas de negro. Del pez payaso común existe otra variante cromática que, a excepción de las rayas transversales y la boca, es completamente negra.

Cabe mencionar el sexo y la reproducción: estos peces siempre nacen como machos. Solo en edad avanzada pueden convertirse en hembras. Viven en bancos, en los que el pez de mayor edad y rango suele ser una hembra. El segundo pez de mayor edad y rango es el macho reproductor. Si muere la hembra, el macho de mayor edad ocupa su lugar y se convierte en hembra. A continuación, el segundo macho de mayor edad del banco crece hasta convertirse en un macho con madurez sexual.

¿Qué tipos de peces anémona hay?

Los peces anémona pertenecen a la familia de los pomacéntridos y están subdivididos en 29 géneros, que, a su vez, se dividen en cinco subgéneros (Actinicola, Amphiprion clarkii, Amphiprion ephippium, Paramphiprion y Phalerebus). Las especies de peces anémona más populares son los peces payaso (Amphiprion percula y Amphiprion ocellaris), que se hicieron muy famosos por la película Buscando a Nemo.

Otras especies populares para tener en un acuario son el pez payaso de fuego (Amphiprion ephippium), que mide unos 12 cm de largo y presenta una diadema blanca y flancos negros, y el Amphiprion bicinctus, que mide unos 10 cm de largo y procede del mar Rojo.

¿Cuál es el hábitat natural de los peces anémona?

Los peces anémona viven en las regiones tropicales del Índico-Pacífico y allá donde las corrientes marinas cálidas lleguen muy al norte o al sur, como en las aguas de Australia, China, Japón, Indonesia, Taiwán, Tailandia, India, Malasia y Filipinas. La región con más especies es Nueva Guinea. Cerca de Madang hay diez especies de peces anémona y en las islas de Entrecasteaux, ocho. En otras regiones, como en Guam (Pacífico occidental) o en Lizard Island, en la Gran Barrera de Coral, viven cinco. En el mar Rojo hay dos especies, en las Comoras solo una y en las costas de Hawái ya no existen.

Las regiones de distribución de las dos especies no coinciden. El verdadero pez payaso vive principalmente en el área de Nueva Guinea y el pez payaso común se encuentra en el Pacífico occidental y en el norte de Australia.

En simbiosis con las anémonas de mar

Lo más característico de los peces anémona es que conviven en simbiosis con las anémonas de mar. Cada especie de pez anémona solo convive con una especie determinada de anémona. Otros animales evitan los cnidoblastos de las anémonas, pero él es inmune a su toxina mediante una capa de mucosidad. Aún no se ha podido explicar cómo se crea esta capa, pero está claro que no la forman los peces. Algunas especies de clownfish requieren un tiempo para adaptarse al veneno de las picaduras, mientras que otras pueden nadar dentro de las anémonas sin problemas.

Así, están protegidos de los depredadores, como las lijas o los peces mariposa. Por su parte, la anémona se beneficia del aumento de circulación de agua que provoca la actividad de los peces. Además, los peces anémona se alimentan parcialmente de los tentáculos muertos de las anémonas y de sus restos de comida. Los peces atraen a los depredadores (que la anémona ingiere) con sus colores y fertilizan la anémona con sus excreciones. Los peces viven en poliandria, es decir, una hembra vive con varios machos en una anémona o en un grupo pequeño de anémonas. La convivencia entre pez y anémona suele durar varios años.

¿De qué se alimenta el pez payaso?

Los peces anémona son omnívoros y, en libertad, se alimentan de gambas pequeñas, plancton, algas y copépodos, es decir, tanto de plantas como de animales. En un acuario hay que darles una alimentación variada, equilibrada y rica en vitaminas a partir de alimentos vegetales y animales. Dado que los peces payaso nunca se pueden alejar demasiado de su anémona, sino que deben esperar a que la presa venga a ellos, tienen el instinto natural de acumular la comida excedente. Esto también hay que tenerlo en cuenta al alimentarlos en un acuario.

¿Qué debo tener en cuenta respecto al acuario?

Primero hay que tener en cuenta que la tenencia del clownfish no es tan fácil como parece en Buscando a Nemo. Un cuidado responsable requiere a un profesional que esté familiarizado con las particularidades de los acuarios de agua marina.

Los peces anémona viven en bancos, por lo que nunca se deben tener solos. Lo mejor es tenerlos con congéneres, ya sea en un acuario pequeño en pareja o en uno grande en grupo.

Anémonas

Debido a la simbiosis tan estrecha entre los peces y las anémonas, el Amphiprion ocellaris debe tener al menos una de estas tres especies de anémonas en el acuario: anémona magnífica (Heteractis magnifica), anémona gigante (Stichodactyla gigantea) o anémona alfombra de Mertens (Stichodactyla mertensii). Aunque se pueden tener anémonas sin peces anémona, estos no se pueden tener de forma acorde a la especie sin anémona. Sin embargo, cabe mencionar que algunas especies de pez payaso solo se llevan bien con una especie de anémona.

Para el sustrato del acuario va muy bien la arena de coral, pero nunca uses coral vivo. El motivo es que las anémonas cambian de sitio constantemente, causando graves quemaduras o heridas a los corales.

Las anémonas son relativamente sensibles. Para que no peregrinen demasiado a menudo, deben tener un aporte lumínico intenso y una corriente indirecta suave. También han de tener agua baja en nitrato y fósforo, pero rica en oxígeno. Si las anémonas están a gusto, tendrás la mejor base para una tenencia de peces payaso adecuada a la especie. Lee también nuestro artículo sobre medición de los valores del agua.

Lo importante es que el tamaño de la anémona se ajuste a la cantidad y tamaño de los peces. Si es demasiado pequeña, puede morir bajo el gran número de peces y pueden producirse agresiones entre estos.

El pez payaso común es pacífico con otros peces. El problema puede venir con otras especies de peces anémona. Si quieres tener varias especies, debes aumentar el tamaño del acuario en consecuencia.

Temperatura del agua y tamaño del acuario

El acuario debe tener una capacidad de unos 200 l. Si bien los peces anémona son malos nadadores y nunca se alejan de su anémona, esta necesita algo de espacio.

La temperatura del agua debe ser de entre 23 y 28 °C, como en el hogar natural tropical de los peces. Los valores del agua deben situarse entre 8,0 y 8,4 de pH y de 0 a 18 de dGH. Es importante que sea un acuario de agua salada. Esto significa que el agua tiene que ser salina y se debe descontaminar con un equipo especial de ósmosis inversa. Nunca se deben tener peces anémona ni anémonas en agua dulce.

¿Puedo criar peces anémona?

Los peces anémona son de los pocos peces marinos que se pueden criar en un acuario. Cuando cortejan a la hembra, los machos realizan una danza. A continuación, el macho limpia el lugar de desove, al pie de la anémona (p. ej., una piedra plana). La hembra deposita los huevos encima, que el macho fecunda a continuación. El primer día, el desove es amarillo o naranja. A partir del tercero, es amarronado y empieza a hacerse más claro y transparente hasta el día de la eclosión. Durante el cuidado de las crías, a los machos les corresponde un cometido muy activo. Agitan las aletas continuamente para aportar agua fresca y oxigenada a los huevos.

Una semana después eclosionan las larvas, que primero llevan una vida todavía planctónica. Esta fase larvaria dura unas dos semanas, durante las cuales permanecen bajo la protección de la anémona. A continuación, se abren para buscar su propia anémona. La alimentación durante la fase larvaria incluye únicamente artemias recién eclosionadas y comida en polvo a partir del día 12.

Pez payaso

¿Cuánto viven los peces anémona?

En libertad, los peces anémona viven hasta diez años, mientras que en un acuario solo suelen llegar a los cinco años. No son particularmente sensibles, siempre que se tengan en un acuario de agua salada con las condiciones que explicábamos antes. Dado que siempre se deben tener junto con una anémona de mar, que es muy sensible y difícil de cuidar, solo los cuidadores con experiencia deberían tener peces payaso. Esto también se debe al acuario de agua de mar, que, debido a los costes asociados y a la experiencia que requiere, no es precisamente ideal para principiantes.

¿Dónde puedo encontrar peces anémona para el acuario?

Lo mejor es buscarlos en tiendas especializadas de animales marinos o peces. No es conveniente comprarlos en tiendas online que los envían, ya que esto va en contra del tratamiento acorde a la especie. La mayoría de ejemplares de pez payaso valen 20-25 €, pero algunas especies poco comunes pueden costar 50 €.

En la tienda online de zooplus encontrarás todos los productos para peces, como comida para peces o limpieza de acuarios, así como las mejores marcas.

Nuestros artículos más útiles
16 min

Peces de acuario: las diez especies favoritas

La tenencia de peces ornamentales está en auge, y no es de extrañar, pues la visión del colorido mundo acuático y sus tonalidades en tu propia sala de estar es fascinante, además de tener un efecto tranquilizador y relajante. ¿Pero cuáles son los peces de acuario ideales para ti? Aquí te presentamos las diez especies de peces de agua dulce favoritos.
10 min

Pez betta

De brillantes coloridos y un carácter algo agresivo hacia otros peces y semejantes, el pez betta, conocido también como el pez combatiente o luchador de siam, es un ejemplar muy especial, que aporta una fascinante nota de color a cualquier acuario. Es poco exigente, lo que hace que sea fácil de cuidar y muy popular entre aquellos principiantes en la acuariofilia.
11 min

Pez guppy

El guppy es uno de los peces de acuario de agua dulce más populares del mundo. Se reproduce sin problema alguno, incluso estando en confinación, es fácil de cuidar y por eso es ideal para principiantes en la acuariofilia. Es un colorido pez al que no le afectan las pequeñas negligencias. Estos activos animalitos se ven en gran diversidad formas y colores.