Periquitos en verano

Periquitos en verano

Los periquitos son originarios de Australia y allí están acostumbrados al calor seco. Si tienen demasiado calor en verano, se refugian en zonas más frescas. Como en cautiverio suelen vivir en jaulas, no pueden protegerse del calor por sí solos. Por eso, los periquitos en verano necesitan nuestra ayuda.

Estrés térmico de los periquitos en verano

Los pájaros tienen un plumaje denso que, entre otras cosas, se encarga de la regulación térmica. Como no cuentan con glándulas sudoríparas como las nuestras, deben expulsar el calor corporal excedente de otra manera.

Si suben las temperaturas, los periquitos levantan las plumas y estiran las alas. Además, abren el pico y respiran más rápido. Normalmente, la frecuencia respiratoria de los periquitos es de entre 75 y 96 respiraciones por minuto. En algunas situaciones de estrés térmico, pueden incluso empezar a jadear.

¿Cómo proteger a los periquitos en verano?

Estos consejos te ayudarán a mejorar el bienestar de tus periquitos en verano:

Zonas de sombra

A partir de una temperatura de 20 grados, la jaula nunca debe estar a pleno sol. Siempre debe estar a la sombra en primavera y verano, en una estancia bien ventilada.

Si tus periquitos se pasan el día fuera en una pajarera o el balcón, ten en cuenta la trayectoria del sol. Si te vas a trabajar por la mañana y en ese momento la jaula está a la sombra, a mediodía el sol le dará de lleno.

Cantidad de agua suficiente

Los periquitos y otros animales domésticos deben tener acceso a agua fresca en todo momento. Esto es particularmente importante en verano, ya que el cuerpo consume muchísima agua en esta época.

Por norma general, los periquitos beben una media de unos tres mililitros de agua al día. No obstante, esta demanda cambia en función de la temperatura exterior, el peso del animal y el nivel de actividad.

Nunca dejar periquitos en verano en el coche

Cada año se rescatan incontables animales de coches recalentados. El problema es que en los coches se acumula calor que no se puede escapar lo suficiente por la ventana abierta. A partir de 20 grados en el exterior con sol directo, la temperatura interior del coche sube a 24 grados a los cinco minutos. Pasados 30 minutos, pueden alcanzarse incluso los 36 grados.

Por tanto, además de los perros, gatos y otros animales, los periquitos y otras aves ornamentales no deben quedarse en el coche, y menos en verano.

Periquitos en verano
Coloca un cuenco de agua pequeño para tus periquitos en verano para que beban y se bañen.

Frescor para los periquitos en verano

En días calurosos, a todos nos encanta refrescarnos, y tu periquito no es ninguna excepción. Puedes pulverizarle un poco de agua tibia de vez en cuando o colocarle un cuenco de agua para bañarse. También puedes darle comida fresca ligeramente enfriada, pero no demasiado fría.

Prevención de la formación de calor

Como la temperatura baja de noche, abre puertas y ventanas de par en par a última hora de la tarde. Cuando empiecen a despuntar los primeros rayos de sol por la mañana, oscurece las ventanas con cortinas o persianas.

Cierra las ventanas y las puertas del balcón y la terraza para que no entre aire caliente. De este modo, evitarás las altas temperaturas durante el día dentro de casa.

Primeros auxilios para periquitos

Si tu periquito ha estado expuesto a un calor excesivo en verano, podría sufrir un peligroso golpe de calor. En este caso, debes practicarle los primeros auxilios lo antes posible.

Toma nota de lo siguiente:

  • Evita el estrés, ya que esto podría sobrecalentarlo aún más.
  • Prepara de inmediato una zona de sombra.
  • Enfría al periquito pulverizándolo con agua y envolviéndole las patas con pañuelos húmedos.
  • Usa un ventilador para refrescarlo.
  • Procura tocar al periquito lo mínimo posible.

En cuanto el pájaro deje de mostrar signos urgentes de estrés térmico, interrumpe las medidas para refrescarlo. Así, evitarás que sufra una hipotermia.

¿Cuándo tengo que llevarlo al veterinario?

En cuanto el periquito presente síntomas de golpe de calor, como una fuerte agitación, tambaleos o jadeos, y si los primeros auxilios no ayudan, es necesario que lo lleves al veterinario.

Para que no siga sobrecalentándose en el coche, lo mejor es que el veterinario se desplace hasta tu casa.

Damit Ihr Wellensittich auf der Autofahrt nicht weiter überhitzt, sollte Ihr Tierarzt wenn möglich zu Ihnen nach Hause kommen.

Nuestros artículos más útiles
7 min

Qué hacer si te encuentras un pájaro herido

Las aves silvestres viven rodeadas de peligros: choques contra ventanas, encuentros con gatos o caídas del nido. Es muy frecuente encontrarse un pájaro herido o muy débil. Pero ¿cuál es la mejor manera de proceder? Te explicamos qué hacer si te encuentras un pájaro herido.