Tortuga mediterránea

Tortuga mediterránea

La tortuga es uno de los vertebrados más antiguos del mundo. La tortuga mediterránea figura entre las especies más populares. ¿Te fascinan estos animales ancestrales? Sigue leyendo para saber más cosas sobre su tenencia, alimentación y cuidados.

Aspecto: ¿cómo es la tortuga mediterránea?

La tortuga mediterránea es una tortuga pequeña o mediana con un caparazón de hasta 30 centímetros. El espaldar está altamente arqueado y es de color oliva o amarillo con manchas negras a contraste.

El plastrón está ligeramente abombado hacia dentro en los machos adultos y es recto en las hembras. Un rasgo característico de la tortuga mediterránea es la funda córnea en el ápice de la cola en ambos sexos. Existen dos subespecies de la tortuga mediterránea que presentan características distintas:

Testudo hermanni hermanni Testudo hermanni boettgeri
Espaldar muy arqueado Espaldar menos arqueado
Color de base: amarillo intenso Color de base: desde pajizo hasta amarillo oliva
Dos franjas negras en el plastrón Plastrón de color carey

Diferencia entre criptodiras y pleurodiras

Básicamente, las tortugas se clasifican en criptodiras y pleurodiras. Entre las pleurodiras figuran las tortugas de agua, que meten la cabeza bajo el caparazón cuando hay un peligro. En cambio, las tortugas de tierra son criptodiras porque repliegan la cabeza en dirección al centro del cuerpo.

La tortuga mediterránea es una de tres especies que pertenecen al género de las tortugas de tierra europeas (Testudo) y que habitan la región mediterránea. Estas son:

  • Tortuga mediterránea (Testudo hermanni)
  • Tortuga mora (Testudo graeca)
  • Tortuga marginada (Testudo marginata)
Summer sales

Tenencia: ¿cuál es la tenencia adecuada?

Antes de llevarte una tortuga a casa, debes hacerte una idea de los requisitos de tenencia de estos animales. Las preguntas importantes son: ¿quieres tenerla fuera o dentro? ¿Tendrás una o dos? ¿Vas a socializar la tortuga hermanni con tortugas marginadas?

¿Cuántas tortugas debo tener?

Las tortugas son solitarias y se pueden tener solas, pero también en un harén o en un grupo de hembras.

En la época de apareamiento, los machos pueden ponerse muy pesados con las hembras. Por eso, siempre debe haber un excedente de hembras en el grupo, es decir, tres hembras por cada macho.

Es desaconsejable socializarla con otras tortugas de tierra europeas, o sea, la tortuga mora o la marginada. Es frecuente que se produzcan cruces indeseados entre los animales.

Tortuga mediterránea
En general, a la tortuga mediterránea le gusta vivir sola, pero se puede tener en grupo.

¿Jardín, balcón o terrario?

Como es lógico, la tortuga mediterránea necesita un espacio amplio en el jardín para simular su hábitat natural. La tenencia en un balcón solo debería considerarse como segunda opción, aunque no es apropiada. Cuanto más crece el animal, más limitado se vuelve el espacio en el balcón. A la larga, esto hace que las condiciones de tenencia de las tortugas adultas no sean adecuadas a la especie.

Además, el sol de mediodía en un balcón orientado al sur puede hacer que se sobrecalienten. Por otra parte, en un balcón con corrientes de aire, las tortugas se pueden resfriar. Tampoco es conveniente tenerlas en un piso permanentemente dentro de un terrario.

¿Cuál debe ser el tamaño del recinto?

Todo amante de la tortuga mediterránea debe tener mucho espacio para un recinto amplio y bien estructurado. Para el tamaño, sigue la norma «cuanto más grande, mejor». Guíate por esta regla de oro:

  • Longitud del recinto: ocho veces la longitud de la tortuga
  • Anchura del recinto: cinco veces la longitud de la tortuga
  • Por cada tortuga adicional: más dos por dos la longitud de la tortuga
  • Para animales jóvenes (hasta 200 gramos): entre dos y cuatro metros cuadrados como máximo; de lo contrario, se pierden.

Para que las tortugas no se escapen, el borde del recinto debe medir entre 25 y 30 centímetros. Recuerda también que a las tortugas de tierra se les da muy bien cavar.

¿Qué equipamiento necesito para el recinto?

El hábitat original de las tortugas de tierra son pinares, robledas, estepas, paisajes de arbustos, brezales y superficies cultivadas, como prados, tierras de labranza, olivares y limonares.

Procura que el recinto sea lo más natural posible para recrear su hábitat natural en la medida de lo posible.

Si el recinto es exterior, asegúrate de que tenga zonas de sol y sombra. Crea un paisaje con colinas, piedras y plantas para que la tortuga mediterránea disponga de muchos escondites.

Para recrear otras guaridas, puedes usar, p. ej., cazuelas de barro, ramas grandes, raíces de árbol o follaje. Además, a la tortuga mediterránea le gustan los sustratos pedregosos y terrosos para poder excavar.

También es adecuado que tenga zonas húmedas, además de las secas. Puedes disponer paja húmeda en algunas áreas. Esta le proporciona el clima húmedo y caluroso necesario y le sirve de escondite.

Si tienes tortugas jóvenes, deberás instalar una red o una malla metálica sobre el recinto para protegerlas de los pájaros.

¿Qué tecnología necesito para el vivero?

Si quieres tener a tu tortuga hermanni todo el año en el jardín, debes contar con un vivero o invernadero para los días fríos.

Para el equipamiento técnico del vivero necesitarás luz, calor y un suministro de rayos UVB suficiente.

¿Te interesan otros animales de terrario? En nuestro magazine encontrarás un montón de artículos en los que te presentamos otros animales de terrario.

Alimentación: ¿qué come la tortuga mediterránea?

La tortuga mediterránea come alimentos vegetarianos ricos en fibras. Todos los días debe comer plantas silvestres frescas, hierbas y hojas de plantas.

De vez en cuando, también puede comer verduras y lechuga. En cambio, la fruta está prohibida. En su lugar, puedes darle heno como complemento diario.

Tortuga mediterránea
La tortuga mediterránea es herbívora.

Comportamiento: ¿qué hace una tortuga mediterránea?

Adoptar una tortuga hermanni es probablemente una decisión de por vida, ya que pueden vivir más de 50 años.

Las tortugas no son animales para achuchar y llevar en brazos. Es mejor observar a estos seres ancestrales tan fascinantes.

¿Hiberna?

Este es un animal diurno que pertenece a los ectotermos, que hibernan durante varios meses en la época fría. Cuando las temperaturas bajan permanentemente, la temperatura corporal, respiración y frecuencia cardíaca de las tortugas se reducen al mínimo.

La hibernación es muy importante para su bienestar y salud, y debe cumplirse cada año estrictamente entre noviembre y marzo. Cuando vuelven a subir las temperaturas, las tortugas despiertan de la hibernación.

Aunque suene raro, las tortugas pueden alojarse en una nevera dentro de una caja con follaje húmedo durante la hibernación.

Cría: ¿cuántos huevos pone?

Tras la hibernación empieza la época de apareamiento, a la que sigue la puesta de huevos en mayo.

En este momento, las tortugas necesitan un lugar soleado para poner los huevos. Si la hembra no puede poner sus huevos, esto puede provocar retención de huevos, que puede ser mortal.

Instala una colina soleada con tierra del jardín, tierra vegetal y arena apiladas. Estas tortugas ponen entre cuatro y seis huevos, y la eclosión tiene lugar a los 90 días de incubación.

Importante: La cría y el comercio de ejemplares en cautiverio estás reglamentados.

Compra: ¿dónde se consiguen estas tortugas?

En su hogar, las tortugas mediterráneas están muy amenazadas. Por lo tanto, la importación y comercialización de estos animales están prohibidas en la Unión Europea.

Para comprar una necesitarás un permiso y la documentación pertinente. Por eso, debes comprar una Testudo hermanni solo a un criador serio. También puedes acudir a un centro de salvamento de tortugas para darle un nuevo hogar a un animal sin familia.

Ficha

  • Longitud: hasta 30 centímetros
  • Peso: hasta tres kilogramos
  • Esperanza de vida: 50 años o más
  • Área de distribución: región mediterránea, Grecia, Rumanía, Bulgaria y Turquía
  • Modo de vida: diurno
  • Hibernación: entre tres y cuatro meses
  • Tenencia: en solitario o en grupo; tenencia acorde a la especie en un recinto libre
  • Puesta: de cuatro a seis huevos
  • Alimentación: comida vegetal rica en fibra
  • Particularidad: especie amenazada
Nuestros artículos más útiles
10 min

Las tortugas

Lo fascinante de tener una tortuga como mascota es que son una de las especies vivas más antiguas. A pesar de no ser animales cariñosos, con una tenencia adecuada te pueden acompañar durante muchos años. En este artículo encontrarás toda la información sobre las tortugas y la correcta crianza en casa.
10 min

Camaleón

No hay un reptil que cree más fascinación que el camaleón. Parece un ser maravilloso similar a los dragones de un pasado lejano. De hecho, colonizaron la tierra hace 60-100 millones de años. Su habilidad para llamar la atención y casi desaparecer de su hábitat mediante el camuflaje hace que sean algo muy especial en cada terrario. Aprende más sobre estos transformistas únicos y su exigente tenencia.
9 min

Salamanquesa común

La salamanquesa común es una artista de la escalada. Gracias a las protuberancias laminares adhesivas bajo sus pies puede trepar por los cristales o incluso moverse boca abajo por el techo. Aprende más sobre este gecko nocturno y las recomendaciones para tenerlo en un terrario.