¿Qué equipamiento básico necesita un cachorro?

accesorios para cachorros

Camas y cestas

Las camas son un accesorio para cahorros imprescindible, ellos necesitan tener su propio lugar en la casa donde poder relajarse. Para que se encuentren cómodos, lo mejor es que pongas a su disposición una cama o una cesta para perros, las cuales puedes encontrar en diferentes formas y tamaños. Es tu elección decidir por qué variante te decantas. Asegurarte de que es lo suficientemente espaciosa para tu perro es esencial, para ello tu perro debe poder estirarse dentro de ella. Las cestas tienen que tener un cojín extraíble que se pueda lavar.

Comederos y bebederos

Tu cachorro necesita un comedero y un bebedero para perros. Es recomendable que estos tengan la base pesada para evitar que el perro los vuelque fácilmente. Suelen tener la parte baja más ancha que la alta y se encuentran fabricados con plástico, acero inoxidable o cerámica. Para aquellas razas de perro con las orejas muy grandes se recomiendan los comederos y bebederos de mayor altura y con las dimensiones estrechas. De esta manera, se evitará que las orejas toquen la comida y se quede adherida a ellas. Los perros de razas grandes o medianas comen mejor en aquellos comederos altos o los que se encuentran sujetos por un soporte. Así pueden comer a la altura de su cabeza y evitan que regurgiten la comida.

Collares y arneses

Existe una infinidad de modelos y formas de collares y arneses para perros. Lo realmente importante a la hora de elegir un collar para perros es que sea de su talla y que la anchura sea regulable. Se debe revisar en especial el ajuste del collar de los cachorros cada semana. Para los perros con pelo largo o mucha cantidad, se aconseja un collar grueso y trenzado que no se enrede con tanta facilidad. Los collares con cierres de plástico son solo apropiados para perros pequeños o mansos, ya que los que dan tirones fuertes los romperán. Los collares con púas y los de ahogo solo deben emplearse para actividades de adiestramiento llevadas a cabo por especialistas, ya que unas manos inexpertas pueden causar daño al perro.

Correas

Asimismo, la correa deberá adaptarse a las dimensiones del perro y ser cómoda al sujetarla con la mano. A los perros pequeños les basta con correas sencillas de nailon o cuero. Estas deben ser lo suficientemente fuertes para no romperse cuando el perro dé tirones y, también, disponer de un largo adecuado para que disponga de libertad de movimiento. Las correas para perros automáticas o extensibles, como por ejemplo las de la marca flexi, también son muy buenas opciones. Por otro lado, los perros de razas grandes o medianas requieren correas robustas de longitud ajustable de al menos dos metros.

Cuidados

Por lo general, a los perros les basta con un cepillo, un peine y un champú para perros. El tipo de pelo de tu perro determinará todo lo demás. Para los perros de pelo largo que se les suele enredar, son recomendables los sprays desenredantes. Sin embargo, estos no son apropiados para los canes de pelo graso.

Artículos más leídos

Gato siamés

El gato siamés es, junto al persa, una de las razas de gatos más antiguas y conocidas. Su origen se encuentra en el sudeste asiático, concretamente en Siam, que hoy en día pertenece a Tailandia. Allí, el siamés era venerado como gato de templo. Hacia finales del siglo XIX, los primeros ejemplares llegaron a Inglaterra, donde se comenzó la cría de esta raza. En 1892 ya se estableció el primer estándar para los gatos siameses, pero la raza solo fue reconocida en 1949 por la Federación Internacional Felina (FIFe).

Azul ruso

A primera vista este gato de color azul grisáceo se puede confundir con un cartujo o un británico de pelo corto. Pero si te fijas más detenidamente, te darás cuenta de que estas razas son muy distintas entre sí.

Maine coon

El maine coon se ha convertido en una de las razas de gatos favoritas del mundo. Esto no es de extrañar, ya que estos felinos destacan por su naturalidad, robustez y su fantástico carácter.